Macri y Vidal, con todos menos con Arroyo y la falta de política y los pases de facturas

Macri y Vidal, con todos menos con Arroyo y la falta de política y los pases de facturas

Todos los entretelones de lo que es noticia en Mar del Plata.

Fue una constante a lo largo de su gestión, pero la situación se fue agravando en los últimos meses. La falta de política -entendiendo a la política como una manera de ejercer el poder con la intención de resolver o minimizar el choque entre los intereses encontrados que se producen dentro de una sociedad- del gobierno del intendente Carlos Arroyo hoy se hace más evidente que nunca, a meses del final de su mandato, con una serie de inconvenientes que paralizan a la gestión por errores propios. Sin ni siquiera poder controlar el otrora bloque mayoritario de Cambiemos, con el gabinete dividido, desganado y enfrentado con el secretario de Hacienda, Hernán Mourelle a quien responsabilizan de todos los males, el intendente, que prefirió judicializar situaciones relacionadas con la política en lugar de apostar al diálogo y la negociación, hoy sufre las consecuencias por haber cometido esos errores, que se plasman en las encuestas que llegan a cada búnker político donde se coincide en marcar el rechazo mayoritario de marplatenses y batanenses respecto a este gobierno comunal. Con un agravante: la defraudación y el arrepentimiento que sienten quienes confiaron su voto al doctor Arroyo, según surge de muchas de esas encuestas.

Pasó otra semana de sinsabores para Arroyo, quien se convirtió en el único intendente de Cambiemos de la provincia de Buenos Aires que directamente no fue invitado al encuentro que el presidente Mauricio Macri y la gobernadora María Eugenia Vidal mantuvieron con jefes comunales el pasado viernes. Un despacho de la agencia oficial de noticias Telam se encargó de dejar en claro que a Arroyo directamente no lo invitaron, lo cual fue confirmado por una altísima fuente del gobierno local. A todo esto, el Concejo Deliberante -donde el arroyismo no logró imponer a su candidato, Alejandro Carrancio, como presidente, desgastando inútilmente la figura del edil cuando hasta los ordenanzas del recinto deliberativo sabían que era imposible que pudiese reunir los votos necesarios como para desbancar a Guillermo Sáenz Saralegui-  sigue sin resolver el aumento del boleto, habiéndose analizado darle la potestado al jefe comunal para que por decreto permitiera esa suba. En realidad, hasta el momento de escribirse estas líneas, en Cambiemos no se garantizaban los votos para otorgar el incremento que reclaman los empresarios en medio de, hasta el momento, medidas de fuerza nocturnas. Ese mismo Concejo,  cabe resaltarlo, al menos viene defendiendo el bolsillo de los marplatenses ordenando a Obras Sanitarias y a Economía que reduzcan los porcentajes de incrementos que pretendían aplicar a los contribuyentes, finalmente le autorizó el expediente que le otorga, a través de financiamiento bancario, 50 millones de pesos (y no 70 como pretendía) al Ejecutivo para el arrendamiento con opción de compras de diferentes maquinarias para el Ente de Vialidad. De todos modos, en el Ejecutivo no hubo lugar para festejos.

.-.-.-.-.-.-.-.-

Desde hace varios meses el intendente -lo reclamó en su mensaje en el inicio de las sesiones del Concejo- y el secretario de Hacienda venían bregando por la aprobación de esta operación con el Banco Nación. De cara a las próximas elecciones, imaginaban en el Ejecutivo un “festival” de obras en las calles, teniendo en cuenta que el pésimo estado de las mismas -no sólo en los barrios sino incluso en zonas céntricas- constituye una de las mayores demandas de los vecinos de este distrito. “Obras son votos”, razonaron ante la necesidad de mostrar al menos alguna propuesta. Los concejales, pese a calificar de “mamarracho” el proyecto -ni siquiera se informó qué tasas de interés tendrá la operación- finalmente decidieron avalarlo ante la necesidad de obras en las calles. Pero lo anecdótico es que al menos el leasing con el Banco Nación está caído. Ya no existe tras haberse vencido los plazos. “Al menos ahora tenemos la autorización del Concejo y los papeles en regla para presentar en cuanto aparezca alguna oportunidad”, se consuelan en las oficinas del Ente Municipal de Vialidad.

¿Con quién se discuten cuestiones políticas en este gobierno municipal? ¿Quiénes son los interlocutores del intendente? ¿Por qué se decidió apostar a la judicialización de conflictos por sugerencia de los “vivillos que rodean al intendente para hacer negocios” (Sáenz Saralegui dixit) en lugar de consensuar, negociar o debatir?¿Por qué se ha permitido que se empantane cada iniciativa importante del Ejecutivo tras las bravuconadas de un secretario que llegó a la ciudad sólo para romper los endebles lazos que existían entre el arroyismo y sus eventuales aliados políticos? ¿Por qué el intendente llega políticamente tan débil a las instancias en las que deben definirse candidaturas? Las respuestas siempre giran en torno a la falta de política. “No tenemos interlocutores”, coinciden en destacar empresarios, gremialistas, funcionarios provinciales, nacionales o directamente concejales. “Es un gobierno en retirada que en lugar de buscar un final de mandato navegando sobre aguas calmas prefirió encerrarse, autofagocitarse, sin autocrítica y victimizándose”, observaba un precandidato a intendente preocupado por lo que encontrará quien tenga que suceder a Arroyo a partir del 10 de diciembre.

No obstante, muchos de los miembros del gabinete municipal son conscientes de esta situación. Son los que en estricto off the record sostienen que permanecerán viviendo en Mar del Plata, en una clara alusión a Mourelle, quien seguramente volverá a su Lanús natal antes del próximo verano. En esta sintonía, la semana pasada, preocupado, uno de los secretarios del gabinete convocó a todos sus pares a una cena en su propia vivienda. A la hora de los postres pidió pactar una tregua entre los miembros del gabinete hasta octubre para garantizarle incluso al intendente un final de gestión sin más sobresaltos. “Fue un fracaso. Esto está roto. Mourelle sigue obsesionado en su enfrentamiento con los radicales y a muchos ahora lo único que les interesa es seguir cobrando el sueldo hasta diciembre y nada más. Olvidate. Nada va a cambiar y menos ahora que con las elecciones tan cerca, cada cual atenderá su juego”, reconocía el fin de semana uno de los comensales quien al igual que el dueño de casa apostaba al “barajar y dar de nuevo” para dejar de lado las rencillas internas.

En el hall de la comuna, uno de los principales referentes de la oposición coincidía en señalar que hay gestos que surgen desde el oficialismo que cuestan entender. Justo hablaba cuando salía del despacho principal el corresponsal de la CNU News, quien ya logró el objetivo de ubicar a su hijo en el gabinete y a los carteles publicitarios en los postes de alumbrado público, cambiando elogios al intendente por pauta publicitaria y otras prebendas. “Ves, ahí tenés. Situaciones como ésta son las que no se entienden”, decía, y recordaba, para poner otro ejemplo, lo sucedido días atrás en la comisión de Legislación cuando se trató el tema del boleto. Allí, el concejal Alejandro Carrancio dijo que no pensaba votar el aumento si no se aprobaba la designación de Emiliano Giri como director de Obras Sanitarias. “Carrancio, hace 15 días, era el candidato a presidir el Concejo por el arroyismo puro. De hecho tuvo los votos de Mauricio Loria, Patricia Serventich y Marcelo Carrara. Ahora Carrancio, en Legislación, votó en contra del arroyismo. Explicámela”, señalaba sorprendido el veterano político.

.-.-.-.-.-.-

A todo esto, Obras Sanitarias sigue sin presidente desde la jubilación de Mario Dell’Olio. La candidatura de Emiliano Giri no cuenta con los votos como para efectivizarse en el Concejo, y por eso se quejaba días atrás la hoy máxima autoridad de OSSE, Viviana Bolgeri, en audiencia con el intendente. “Estoy sola y no puedo ni resfriarme. Hay internas por todos lados. Me quieren parar la obra del Arroyo del Barco”, exclamaba antes de insistir con que quería donar una camioneta de OSSE al Ejecutivo, esta vez con los papeles en regla. Arroyo estaba en llamas porque tampoco tuvo quorum la comisión de Recursos Hídricos. “Nos ponen palos en la rueda”, gritaba. Algunas oficinas más allá, el secretario de Hacienda volvía a sufrir otra derrota, ya que quedó en vigencia la ordenanza del Concejo que derogó la tasa -como expresamente lo había solicitado la gobernadora María Eugenia Vidal- que se le intentó aplicar a la cartelera de los teatros, que originó toda una polémica en plena temporada. El intendente, como se había comprometido ante Carlos Rottemberg, no vetó la ordenanza, dejando en off side a su polémico secretario. Otra batalla perdida, y van…

También se convertirá en batalla perdida -hoy judicializada- la quita de bonificaciones a los docentes municipales. En Legal y Técnica de la comuna -allí fueron “puenteados” sus letrados, contratándose profesionales externos para las presentaciones ante la Corte- no dudan en señalar que la justicia finalmente le dará la derecha a los docentes. “Habrá avalancha de juicios que tendrá que afrontar el próximo intendente”, admiten y en el fondo hasta parecen disfrutar con los traspiés sufridos por Mourelle y algún asesor. “Quisieron meter un secretario de Gobierno en las sombras pero acá hace falta política. Sino mirá lo del presupuesto. Todo parado. No hubo audiencia pública y si una payasada con la presencia de un funcionario y un escribano. Ahora el Concejo les pasa factura y además les ordena reducir la suba programada de las tasas. Son unos vivos bárbaros. Festejan que ganan batallitas pero las guerras las pierden todas”, enfatizaba el funcionario de carrera de Gobierno.

.-.-.-.-.-.-

A propósito de Mourelle, según el sitio “lateclamardelplata”, de los 222 funcionarios del Departamento Ejecutivo y el Concejo Deliberante del partido de General Pueyrredon que obligatoriamente deben presentar sus declaraciones juradas en función de la transparencia en la función pública, sólo el secretario de Hacienda no la cumple, violando una ordenanza municipal y una ley provincial. La sanción prevista es una multa equivalente al 100% del salario. La debería haber presentado a los 30 días de asumir el cargo, pero ya pasaron 542. Las ventajas de ser “el mejor secretario de Economía de la historia”…

La semana próxima, la gobernadora María Eugenia Vidal reunirá a todo su equipo de gobierno en Chapadmalal, mientras en Mar del Plata, la interna de Cambiemos sigue al rojo vivo, en tiempo de definiciones y con tres precandidatos consolidados, alguno o algunos de los cuales no llegará a las PASO. Guillermo Montenegro (PRO) y los radicales Vilma Baragiola y Maxi Abad ya se mueven en la ciudad, arman equipos y sueñan con suceder a Carlos Arroyo. Los tres coincidieron el pasado sábado, junto a dirigentes políticos y sociales en una “jornada de reflexión” desarrollada en la Casa de Ejercicios Espirituales San Francisco que el obispado tiene en el Bosque Peralta Ramos. Además de los precandidatos de Cambiemos, Fernanda Raverta, de Unidad Ciudadana, y Gustavo Pulti, de Acción Marplatense, también acudieron a este llamado del obispo para un encuentro al que todos calificaron de “fructífero”.

Cortitas y al pie. Emocionado y sorprendido se mostró el coronel británico Geoffrey Cardozo, ex combatiente en Malvinas, quien estuvo en la ciudad durante la semana pasada. Recibido por Julio Aro, ofrecieron una conferencia de prensa y fueron distinguidos por la Universidad Nacional de Mar del Plata que, como se sabe, postula a ambos para el premio Nobel de la Paz. Cardozo y Aro acababan de llegar de Malvinas, adonde acompañaron a familiares de soldados fallecidos, recientemente identificados, y que se encuentran sepultados en el cementerio de Darwin. // Descendiente de los fundadores de Mar del Plata, nacida en España, criada en la Argentina, con muchos años en esta ciudad, Cayetana Alvarez de Toledo Peralta Ramos (foto abajo) encabezará la lista del Partido Popular en Barcelona. Las elecciones de diputados se concretarán el 28 de abril próximo, y Cayetana, de 44 años, promete “terminar con este proyecto xenófobo e intolerante del independentismo”. No la tendrá fácil ya que Cataluña es una de las regiones españolas donde el PP más ha retrocedido. Sin embargo, se tiene fe.

Cortitas y al pie II. Mar del Plata tuvo la temporada más conflictiva de los últimos diez años. Los datos surgen del relevamiento realizado por el Observatorio de Conflictividad Social de la Universidad. Se realizaron más de 750 acciones. // “Parece que los telegramas los trae el general Alais” (el militar que nunca llegó con los tanques a reprimir a los carapintadas). En la esquina de la Municipalidad, dos “boinas blancas” ironizaban sobre las disparatadas versiones difundidas la semana pasada sobre una supuesta decisión del intendente Arroyo de expulsar a todos los radicales del gabinete y de segundas líneas del Ejecutivo local. “Una opereta berreta”, dijo uno de ellos jugando con la rima. Luego, más serios, comenzaron a analizar lo sucedido en Córdoba donde los radicales protagonizan inédita pelea electoral.// Muy ocupados por responder los requerimientos de la justicia por el escándalo en Rancho Grande deben estar en el Ente Municipal de Turismo. Quizás sea esa la razón por la cual, ya culminada la temporada, siguen sin conocerse las estadísticas sobre el movimiento de arribo de turístas a la ciudad durante la temporada. Es la primera vez, en democracia, que Mar del Plata “esconde” esas cifras que, se deduce, lejos deben estar de reflejar “la mejor temporada de la historia” que anunciaban las autoridades locales allá por diciembre.

Coment� la nota