Garavano: "Los organismos de DD.HH. no quieren trabajar en conjunto"

Garavano:

El Ministro de Justicia afirmó que “hay un ánimo de politizar la cuestión” y desmintió la existencia de un testigo protegido.

El martes, organismos de derechos humanos se reunieron con la ministra de Seguridad, Patricia Bullrich, y el ministro de Justicia y Derechos Humanos, Germán Garavano. El funcionario se refirió en la mañana del miércoles al encuentro, que no terminó en buenos términos, y aseguró que “los organismos de derechos humanos no tienen voluntad de trabajar en conjunto para encontrar a Santiago Maldonado”.

“Tuve la sensación de que el encuentro estaba guionado y que no había realmente voluntad de trabajar en conjunto. Los organismos rechazaron todos los ofrecimientos. Es una verdadera pena, lamentablemente uno ve que hay un ánimo de politizar la cuestión”, afirmó Garavano en diálogo con La Once Diez/Radio de la Ciudad.

Consultado por la posibilidad de que el Gobierno haya tenido intención de politizar también al remarcar la intencionalidad del grupo que está detrás de la manifestación en Chubut, el Ministro respondió: “Creo que son cosas distintas. Una tiene que ver con hechos de violencia puntuales y otra, con la desaparición de una persona, que no debiera suceder en democracia. Lamentablemente en nuestro país sigue pasando. En nuestro país hay muchas personas desaparecidas”. Y mencionó los casos de Iván Eladio Torres Millacura, en 2003, y de Julio López, en 2006.

En cuanto a la polémica en torno al testigo que declaró que la ministra Bullrich hizo público su nombre, Garavano lo desmintió: “No hay ningún testigo protegido para este caso, pero lamentablemente había una asimetría de información entre lo que tenía la ministra Bullrich y los organismos”.

Por caso, complementó: “Si el teléfono se activó o no es algo que tendría que tener una respuesta técnica, sin ninguna suspicacia. La Ministra contó que ese teléfono no se activó en Argentina”.

Por último, relató que la reunión con los organismos terminó de mala manera: “La verdad que fue una pena, me dio mucha tristeza y mucha amargura cómo termino la reunión, donde hubo una afirmación en términos de que nosotros sabíamos dónde estaba Santiago Maldonado, me pareció que eso era cruzar un límite. Durante la reunión hubo varias afirmaciones que comparaban a este gobierno democrático con una dictadura”.

Comentá la nota