Alberto encontró en los curas villeros un instrumento para medir la temperatura social

Alberto encontró en los curas villeros un instrumento para medir la temperatura social

Recibió al Grupo de Curas Opción por los pobres, liderado por Eduardo de la Serna. Armará un comité para testear información en los barrios.

Alberto Fernández recibió esta mañana al grupo de curas villeros "Opción por los pobres" y acordó armar un comité para seguir de cercas la respuesta de los barrios marginales a la cuarentena por el coronavirus.

Los sacerdotes fueron liderados por Eduardo de la Serna, de Quilmes, quien en septiembre definió a Mauricio Macri como el peor presidente argentino de la historia. Confronta con el sector de  José María Di Paola, conocido como "El Padre Pepe", que hizo buenas migas con María Eugenia Vidal y Carolina Stanley durante la presidencia de Macri.

Participaron también el misionero religioso Daniel Echeverría, de La Matanza; el padre Paco Olivera de Merlo - Moreno; el diácono Ricardo Carrizo, de Quilmes e Ignacio Blanco, también de Quilmes. Alberto estuvo acompañado por los diputados nacionales Máximo Kirchner y Eduardo Valdés.

La Iglesia advierte que peligra el abastecimiento de comedores para un millón de personas

De la Serna le entregó a una estatua del padre Enrique Angelelli, asesinado durante la última dictadura, y si bien sostuvo que por ahora las villas están controladas si la cuarentena se prolongara necesitarían cierta flexibilidad, como ya planteó el Episcopado, que advirtió además sobre el desabastecimiento en los comedores. 

Le solicitó, además, que apurara la asistencia a los sectores trabajadores de la economía informal. El Gobierno prometió incluirlo en el bono de 10 mil pesos para monotributistas, pero el presidente de Anses Alejandro Vanoli no encuentra un método para hacerlo.

Otro problema en las villas es la violencia de género, que se acrecienta con las familias encerradas y con menos chances de hacer denuncias presenciales. El presidente volverá a haberlo con De la Serna las próximas semanas porque, según supo LPO, considera que tienen mayor información de los barrios populares que muchos dirigentes políticos que las recorren. 

Comentá la nota