Guzmán cierra la brecha: presentará la oferta a mitad de camino con bonistas

Guzmán cierra la brecha: presentará la oferta a mitad de camino con bonistas

Se acerca a los US$ 50 que el FMI marcó como límite para que el canje sea sustentable. Los bancos saldrán a “vender” la propuesta para lograr buena adhesión.

El ministro de Economía, Martín Guzmán, hará oficial la segunda oferta de deuda, que incluye una mejora sobre la revisión que se conoció la semana pasada. Según fuentes de la negociación, el Gobierno se prepara para acercarse a los US$ 50 por lámina de valor presente, después de que los técnicos del Fondo Monetario Internacional señalaran que hay un poco de margen para mejorar la propuesta a los acreedores.

La segunda versión que se conoció de la oferta argentina no es la oficial. Para eso, tiene que ser presentada ante la Securities and Exchange Commission de Estados Unidos, la SEC. Tiene un valor estimado en US$ 47 por cada 100 dólares, mientras que las contraofertas de los bonistas rondan los US$ 53 dólares, según analizaron en el mercado local.

En los próximos días, la oferta se hará oficial. Y estará entorno a los US$ 50 por bono o será “levemente inferior”, según anticiparon fuentes con conocimiento de la negociación. Es el número que también los operadores creen que puede conciliar las posiciones, a mitad de camino, con un cálculo de un ‘exit yield’ o tasa de salida del 10%.

El Gobierno intenta activar la gestión para salir del modo pandemia

El lunes pasado, fuentes con conocimiento directo de la posición del FMI indicaron que “es difícil ver como una restructuración con una recuperación en valor presente neto de la deuda por encima del 50% (asumiendo una tasa de descuento del 10%) puede ser consistente con restaurar la sostenibilidad de la deuda.”

Por ahora, la primera oferta vence el próximo martes 12. Al presentar una nueva oferta, el Gobierno puede extender el plazo de aceptación, el período durante el que los bonistas pueden adherir a la propuesta. El mínimo son diez días, pero se prevé que será mayor. En el canje anterior de deuda, el período de aceptación fue de dos meses y medio.

“El período de suscripción juega y hay muchos que entran sobre el final”, indicaron las fuentes oficiales. La primera etapa de este canje tuvo una aceptación menor al 20%.

FMI ratificó apoyo al país en negociación de deuda y espera que se logre un acuerdo

Plazos. La propuesta, se estima, estará abierta más allá del 22 de junio. Ese día vence un plazo clave: a partir de ese momento, los bonistas podrán acelerar los bonos que entraron en default. Se trata de los bonos globales 2021, 2026 y 2046 que no se pagaron el 22 de abril. Sin embargo, en el Gobierno consideran que no tendría sentido que recurran a esta alternativa.

Las negociaciones se llevan adelante con tres grupos de bonistas: el Ad Hoc Bondholder Group, liderado por Blackrock; el Grupo de bonistas Reestructurados –los que entraron a los canjes de 2005 y 2010– y el Comité de Acreedores de Argentina, liderado por Hans Humes, de Greylock. El diálogo, según transmiten los funcionarios, es bueno. Esos tres grupos representan el 40% de las tenencias. Hay un 60% de tenedores que no se registraron. Allí se concentra el trabajo de los bancos. “Tienen que salir a vender”, dicen en el Ejecutivo y hablan de “vender” la oferta de canje.

Voluntad. El presidente Alberto Fernández aseguró que los acreedores de la deuda externa “corroboran día a día” la “voluntad” del gobierno en “encontrar una solución”, pero advirtió que se necesita que el acuerdo se pueda cumplir en el futuro. “No nos hemos encerrado en dogmas ni en actitudes tercas”, agregó en declaraciones televisivas.

El cronograma de pagos es el factor de mayor peso en la renegociación de la deuda

“Hoy estamos mucho más necesitados que antes de la pandemia por coronavirus”, reconoció. “Por eso tenemos que ser mucho más prudentes”.

El Gobierno “va a seguir negociando”. Fernández señaló que “se ha escuchando la contrapropuesta de los acreedores y estamos trabajando con el ministro Guzmán, para ver de qué manera podemos acercarnos a la propuesta de ellos sin que esto signifique poner en riesgo el presente y el futuro argentino”.

YPF, contra un fallo en Nueva York

La petrolera YPF aseguró que “interpondrá todos los recursos legales necesarios para defender sus intereses”, tras conocerse el fallo de la justicia de Nueva York que dispuso que la demanda contra la compañía por la nacionalización deberá dirimirse en los tribunales de ese país. “La Sociedad se encuentra analizando la mencionada resolución e interpondrá todos los recursos legales necesarios para defender sus intereses de acuerdo con el procedimiento legal aplicable”, afirmó la empresa en un comunicado a la Comisión Nacional de Valores.

YPF reseñó al mercado que el Tribunal Federal de Distrito de los Estados Unidos para el Distrito Sur de New York “rechazó el planteo de Forun non conveniens que fuera oportunamente presentado por la Sociedad así como por Argentina”.

Revés judicial para la Argentina: el juicio por la estatización de YPF seguirá en los Tribunales de Nueva York

El fallo dispuso en consecuencia “la competencia del mencionado Tribunal para resolver sobre el fondo de estos reclamos”, reseñó YPF.

La demanda se inició en 2015, cuando el fondo Burford Capital adquirió los derechos de litigio de las compañías del argentino Grupo Petersen, titulares de un 25% de las acciones de YPF al momento de ser expropiadas, y desde entonces ya transitó por todas las instancias judiciales enEE.UU. en favor de lo demandantes.

La empresa no se encuentra sola litigando en los estados Unidos sino que lo hace en colaboración con la Procuración General de la Nación y los estudios de abogados contratados por el país en los Estados Unidos.

Como resultado inmediato del fallo, los representantes del país deberán asistir el 19 de junio a una audiencia entre partes convocada por la jueza Preska.

Comentá la nota