El Gobierno tiene reservado un nuevo papel para las Estaciones Blancas en el futuro contexto energético

El Gobierno tiene reservado un nuevo papel para las Estaciones Blancas en el futuro contexto energético

Productores de Biocombustibles trabajan junto al Gobierno en reformas impositivas que fomenten una mayor generación de energía renovable, integrando a las Estaciones de Servicio en un plan integral de nuevos empleos.

La Cámara Argentina de Biocombustibles (CARBIO) destacó a través de su Presidente Luis Zubizarreta, la necesidad de concientizar al sector de combustibles sobre la “inconmensurable potencialidad de la Argentina en el futuro de los Biocombustibles”.

Al respecto, coincidió con las apreciaciones del Secretario de Energía, Javier Iguacel en referencia que el Bioetanol pueda competir con las naftas y el Biodiesel haga lo mismo con el gasoil, ya que no solamente significará una opción muy tentadora especialmente para las estaciones blancas que podrán ofrecer estos productos, lo que les devolverá una importante rentabilidad, sino que también, “seremos el país que podrá regular el mercado del aceite en el mundo”.

Con respecto a ello indicó que “tenemos sobreabundancia de maíz y lo estamos malvendiendo a precios baratos a la India, cuando podríamos lograr miles de fuentes de trabajo, fabricando con ese maíz, combustible limpio para uso interno y también poder exportarlo”.

Zubizarreta agregó que “el biodiesel, por su parte, es más barato que el gasoil que todavía estamos importando para abastecer nuestra demanda y si podemos consensuar una reforma fiscal que permita elevar la cuota de componente de BIO en los carburantes fósiles, se logrará además, una reducción de contaminación ambiental de efecto invernadero, a la vez que potenciaremos la cadena de comercialización de la soja”.

El directivo se manifestó en los mismos términos que Javier Iguacel en el aspecto impositivo, en el sentido de que, “los productores más grandes podemos asumir el pago del ICL, con la condición de que se permita elevar el porcentaje, de manera competitiva, para que las petroleras lo puedan comprar al mejor postor, teniendo en cuenta excepciones para las pymes que no están en condiciones de pagar un nuevo impuesto”.

El representante del sector de combustible vegetal dijo además que “sin dudas, elevar el porcentaje de los bios en las naftas y el gasoil, contribuirá a la rebaja de sus precios, como pretende el gobierno y es necesario que se acreciente el debate, pero con un sentido inclusivo de los pequeños productores”.

Aseguró que “ podemos ofrecer una importante diferencia, para bajar el precio del gasoil, ya que el biodiesel surge del aceite de soja, cuyo valor se fue deprimiendo. A raíz de toda esa situación es que el biodiesel está más barato que el gasoil. En Argentina tenemos fábricas que pueden producirlo”.

“Entendemos la necesidad fiscal, pero queremos una modificación que no dañe la recaudación del Estado y que a la vez, logre un sistema sustentable y razonable en el tiempo para todos”, finalizó Zubizarreta.

Comentá la nota