“Hay claramente un entramado para perseguir dirigentes que se tradujo en Jujuy y en Buenos Aires”

“Hay claramente un entramado para perseguir dirigentes que se tradujo en Jujuy y en Buenos Aires”

Uno de los abogados defensores de Milagro Sala, el Dr. Luis Paz, habló con diario Hoy a seis años de la detención de la líder social. Cuestionó el accionar de la Corte Suprema y analizó la mesa judicial macrista en este contexto.

La dirigente social Milagro Sala cumplió el domingo seis años detenida en la provincia de Jujuy gobernada por el radical Gerardo Morales, el impulsor de la trama judicial que la mantiene con prisión domiciliaria.

En ese marco, el abogado Luis Paz, quien forma parte del equipo de letrados que defiende a Sala, en diálogo con diario Hoy cuestionó no solo al Poder Judicial de Jujuy, sino además el accionar de la Corte Suprema de la Nación: “En estos seis años que lleva detenida arbitrariamente, injustamente, con las características de todo preso político, estoy muy disconforme con el tratamiento que le ha dado el Poder Judicial de Jujuy y el Poder Judicial de La Nación, porque hay que recordar que el expediente donde está privada de la libertad Milagro está desde marzo de 2020 en la Corte Suprema de la Nación esperando un dictamen del procurador interino Casal y sin respuesta. Es vergonzoso que estemos viviendo esta situación en el siglo XXI con la historia en protección de los derechos humanos que tiene nuestro país y que ha tenido un retroceso durante el gobierno de Macri con su aliado Gerardo Morales”.

“Claramente lo dijimos desde el primer día, Milagro se había transformado en un laboratorio de persecución judicial, mediática, y vimos que eso se desarrollaba de esa manera. Milagro fue detenida por el ministro de Seguridad de la provincia, quien integra el Poder Ejecutivo de Jujuy; el juez Gutiérrez es quien libra la orden de detención y pide licencia inmediatamente, y esa orden lo faculta al ministro para detenerla. Es decir, el entramado de connivencia con el Poder Judicial de Jujuy es ­sumamente grave: quien la detiene es el Poder Ejecutivo con Morales y su ministro de Seguridad, hoy premiado como vocal en el Tribunal Superior de Justicia”, detalló el letrado.

La Gestapo de Macri, desde Jujuy a Buenos Aires

El Dr. Paz analizó todo lo ocurrido con Sala en el marco también de lo que ahora se dio a conocer a través del video que muestra el armado de causas a dirigentes sindicales y sociales de parte del gobierno de María Eugenia Vidal: “Este laboratorio que se inició en la provincia de Jujuy claramente es­taba diseñado a nivel nacional, ya no quedan dudas de que había un plan sistemático para eliminar a opositores políticos, dirigentes sociales, eliminar a dirigentes populares”.

“Lo de la Gestapo en Provincia es obsceno, porque no se trata de una organización paraestatal, sino que han utilizado todos los mecanismos del Estado para poder preparar causas, testigos. Ese video donde la actual diputada nacional y exgobernadora Vidal dice que era una reunión de trabajo, sí, claro que era una reunión de trabajo, pero direccionada a efectos de armar causas; estaba la AFI, gente del Poder Ejecutivo de Vidal, hay claramente un entramado para perseguir, esto ha sido la constante del gobierno de Macri y se tradujo en Buenos Aires como una terminal mafiosa y en Jujuy como otra terminal mafiosa”, sentenció.

El presente y futuro de la causa

Consultado por las expectativas sobre la situación procesal de Milagro Sala, el letrado afirmó que “hemos encontrado respuesta en expedientes de Milagro cuando salimos al sistema interamericano. Las medidas cautelares a favor de Milagro para obtener la prisión domiciliaria como la que ahora sufre son producto de muchísimo trabajo de los organismos de derechos humanos, de Naciones Unidas (la ONU), quienes advirtieron que se trataba de una presa política por ser una líder indígena, mujer, negra. Entonces vamos a seguir las instancias sucesivas en el sistema latinoamericano de derechos humanos cuando podamos salir de la Corte”.

“Esta Corte está integrada por cuatro miembros, donde dos han decidido entrar por la ventana, incumpliendo los mandatos constitucionales, entonces poca expectativa o casi nula tengo”, sentenció.

La Corte Suprema en el ojo de la tormenta 

El próximo 1° de febrero diversas organizaciones sociales, políticas y sindicales realizarán una movilización a plaza Lavalle, frente al Palacio de Tribunales en la ciudad de Buenos Aires contra la Corte Suprema de Justicia.

El Dr. Paz es parte del comité organizador, y en ese marco detalló: “Estamos integrando esta convocatoria que hizo casi en soledad Juan María Ramos Padilla y que se va a traducir en una tremenda marcha horizontal de trabajadores, organizaciones políticas, organizaciones sociales con su correlato en las distintas provincias donde hay este entramado judicial orquestado por Mauricio Macri”.

“El reclamo excede los presos políticos, tiene que ver con tener una Corte independiente. Excede la situación actual, pero es sumamente grave: estos jueces que no pagan ganancias, que tienen privilegios como no tiene ningún ciudadano argentino, que no son elegidos por nadie, responden solo a las corporaciones y te pueden voltear políticas públicas”, finalizó.

Comentá la nota