Massa demora el cierre: espera por Cristina y un "cisne negro"

Massa demora el cierre: espera por Cristina y un

No confirmará su candidatura hasta que lo haga la ex presidenta; reconocieron en su equipo contactos con Randazzo; no se definió aún el reparto con sus aliados de 1 País

En el massismo invocaron tantas veces el nombre de Florencio Randazzo en las últimas semanas que, para no ser tan reiterativos, terminaron por rebautizarlo. "El cisne negro", llamaban ayer y anteayer al ex ministro. No por alguna razón fisonómica, sino por la teoría de los sucesos extraños, improbables e impactantes que elaboró Nassim Nicholas Taleb. Randazzo, decían en el massismo, era el cisne negro que Massa quería para liderar la boleta de diputados nacionales de 1 País.

La nube de humo creció a lo largo de la semana, sostenida por varios episodios. Entre ellos, una cena entre Massa y Alberto Fernández, actual jefe de campaña de Randazzo, y llamados telefónicos del tigrense a los intendentes Gabriel Katopodis (San Martín) y Eduardo "Balli" Bucca (Bolívar). Las conversaciones continuaron al menos hasta la mañana de ayer. La tropa de Randazzo negó que su jefe haya participado de esos intercambios.

Anoche, la nube volvía a desintegrarse. Si bien son varios los peronistas del Frente Renovador (FR)que desean acuerdos locales con sus primos del PJ ("con Randazzo o sin Randazzo", dicen) y varios los randazzistas que temen exponer el cuero ante Cristina Kirchner en los comicios, también es cierto que el massismo busca exhibir la fragilidad del armado del ex ministro. Nada mejor que alentar el rumor de un acuerdo.

En público, o al menos a través del Twitter de Graciela Camaño, Massa señaló la indefinición de Cristina Kirchner como la excusa para postergar el anuncio de los candidatos de 1 País y de su propia postulación. "A los ansiosos: Massa va a esperar a que defina La Cámpora y su jefa Cristina y va a hacer lo que tenga que hacer para frenarla", tuiteó la diputada nacional desde las oficinas porteñas del Frente Renovador. El tigrense pasó buena parte de la jornada en ese búnker, por donde desfilaron otros 30 dirigentes de su espacio.

"Si Cristina es candidata a senadora, Massa va a ser candidato a senador. Si ella va en la lista de diputados, él también", explicaban ayer desde el FR, agregando una nueva incertidumbre a la ecuación: que Massa podría no ser candidato a senador (como ponen la firma todos sus aliados) sino a diputado. Abrían, también, una ventana para que el tigrense se baje de una aventura riesgosa. El massismo vive de alimentar estas intrigas.

Margarita Stolbizer, líder del GEN, se mantuvo afuera de las negociaciones por la letra chica de las listas de 1 País. A ese espadeo se entregaron el ex senador Ricardo Vázquez, el diputado provincial Marcelo Díaz (que no puede reelegir y suena para la boleta de diputados nacionales) y Juan Carlos Juárez.

En otra frecuencia, pero atados al teléfono, se movían los apoderados de la alianza: los massistas Eduardo Cergnul y Facundo Fernández y los "margaritos" Luis Goldman y Horacio Alcuaz, Ellos sostendrán la lapicera cuando se cierren las listas, esta medianoche.

Los nombres que suenan

Si el "cisne negro" no aparece y Cristina Kirchner confirma su postulación al Senado, Massa y Stolbizer se anotarán hoy como candidatos a senadores. Esa es la incógnita que más fácil se resuelve. Cuesta imaginar, además, que 1 País tenga chances de pelear la elección sin sus dos figuras convocantes.

Distinto es el caso de la lista de diputados nacionales por Buenos Aires, donde el 1 País expone doce bancas: diez del FR, más la de Stolbizer y la delasotista Claudia Rucci.

Felipe Solá sonaba anoche como la apuesta más firme para liderar esa lista. Daniel Arroyo e Ignacio De Mendiguren aparecen como números puestos para seguirlo de cerca. Mirta Tundis logró (y no habría sido de manera silenciosa) que Massa la reponga en la lista bonaerense y no en la porteña, como se anunció.

El GEN pretende tres casilleros entre los once primeros; Libres del Sur quiere en el quinto a Jorge Ceballos. La tropa sindical (de Luis Barrionuevo y Hugo Moyano), aspira a otros dos lugares. El problema es que Azucena Ehcosor, Gilberto Alegre, Liliana Schwindt y el resto de los diputados massistas desean renovar. No hay lugar para todos.

Un final abierto

Aunque los socios de 1 País lo dan por descontado, hoy se definirá si Massa y Stolbizer encabezan la boleta de senadores nacionales o si el tigrense "baja" a la lista de diputados. De las definiciones en la tropa de Randazzo dependerá si el massismo suma algún nuevo aliado en el conurbano y el interior provincial. Sólo hay una certeza: no hay espacios para todos en los lugares expectantes.

Coment� la nota