El Gobierno apuesta a un festejo masivo

El Gobierno apuesta a un festejo masivo
Con la movilización a cargo de Unidos y Organizados, intendentes y gobernadores, intenta reunir más de 500.000 personas; habrá shows musicales y hablará la Presidenta; a las 12, será el tedeum en Luján
Frente a la Casa Rosada, los esqueletos de tubos metálicos ya tienen forma de escenario. En los postes de iluminación de la Plaza de Mayo, hasta anoche solitaria, pequeños carteles de fondo azul invitan a participar de la fiesta. En pocas horas, el lugar quedará cubierto de gente.

Con un acto multitudinario, que tendrá como única oradora a la presidenta Cristina Kirchner, el Gobierno celebrará hoy los diez años de la llegada de Néstor Kirchner a la Casa Rosada. La masividad del festejo, que coincidirá con un nuevo aniversario de la Revolución de Mayo , está asegurada por la movilización de militantes kirchneristas desde todo el país, unos 500.000, según los cálculos de los organizadores.

La intención del Gobierno es, de todos modos, que de la fiesta participe un alto número de ciudadanos de a pie, para repetir un escenario similar al de los festejos por el Bicentenario.

Desde el mediodía, la zona delimitada por la Plaza de Mayo, las diagonales Norte y Sur y la avenida 9 de Julio se convertirá en escenario de un megafestival cultural, con un marcado tono latinoamericanista. La atracción principal será el cubano Silvio Rodríguez, que cantará en el escenario principal, ubicado delante de la Casa Rosada.

El show en ese lugar comenzará a las 16. Por allí también pasarán los brasileños de Os Paralamas, los mexicanos de Café Tacuba, el uruguayo Jaime Roos y la Orquesta Sinfónica de Venezuela. Están anunciados, además, shows de Fito Páez, Poncho, el "Chango" Spasiuk y Pablo Lescano, entre otros. Algunos de ellos tocarán en el escenario ubicado en la zona del Obelisco, donde los shows comenzarán a las 13.

Las avenidas diagonales estarán cubiertas por stands de distintas áreas del Gobierno, entre ellos, uno dedicado a la muestra fotográfica "La década ganada", y por pequeños escenarios destinados a expresiones culturales de distintas provincias.

En forma simultánea a los conciertos, el grupo Prix D'Ami realizará acrobacias sobre los edificios que rodean el histórico paseo y en los intervalos habrá proyecciones en las paredes del Cabildo y del edificio de la AFIP. Allí también se hará un repaso de los principales momentos de la década kirchnerista.

En paralelo a los festejos callejeros, la Presidenta comenzará su actividad a las 12, con el tedeum, en la Basílica de Luján. A las 18.30, encabezará un acto en la Casa Rosada, con la presencia de los gobernadores y de representantes de 60 delegaciones diplomáticas. El besamanos será en el Salón de los Bustos. La Presidenta saludará, también, a los ministros de la Corte y a las autoridades de las Fuerzas Armadas.

Además de los festejos por el tiempo transcurrido, en los que estará muy presente el recuerdo de Néstor Kirchner, el Gobierno hace el acto también con la mirada puesta en el futuro. Dirigentes de Unidos y Organizados (UyO), el frente de agrupaciones que juran lealtad a la Presidenta, interpretan que la movilización servirá para "recuperar la calle" después de los cacerolazos del 18-A y operará como lanzamiento de la campaña electoral, frente a las elecciones primarias del 11 de agosto.

En ese sentido, los organizadores entienden que la masividad del acto será la mejor demostración de fuerza que puede hacer el kirchnerismo. Por esa razón, la instrucción con la que cargaban gobernadores, intendentes y jefes de agrupaciones de militancia territorial era lograr la mayor movilización de la historia del kirchnerismo.

La militancia comenzará a llegar a los alrededores de la Plaza de Mayo a las 10 de la mañana, para marchar a partir de las 16. En el conurbano, la veintena de intendentes leales a la Casa Rosada ya comprometió la movilización de militantes. Los más optimistas calcularon que aportarán unas 100.000 personas.

Aunque los shows musicales continuarán hasta la medianoche, el momento cúlmine del acto está programado para las 20.30, con la palabra de la Presidenta. Aunque había un gran hermetismo sobre el contenido de su discurso, se espera que haga un repaso de la década y que llame a construir el "porvenir", una palabra que está presente en los cartelitos azules colgados en la plaza.

LA AGENDA DE ACTIVIDADES PARA HOY

A lo largo de la jornada habrá distintos actos

9.15

Primer acto

El jefe de gobierno porteño, Mauricio Macri, izará la bandera nacional en Parque Chacabuco (Eva Perón y Hortiguera)

11.00

En la Catedral

El arzobispo de Buenos Aires, monseñor Mario Poli, encabezará el tedeum

12.00

Basílica de Luján

La Presidenta irá al tedeum que oficiará el arzobispo Agustín Radrizzani

13.00

La previa

Conjuntos artísticos se presentarán en el Obelisco

16.00

El show

Comienza el espectáculo en la Plaza de Mayo, con Os Paralamas, Jaime Roos, Fito Páez, Poncho, Spasiuk y Pablo Lescano, entre otros

16.00

Carta Abierta

Los intelectuales presentarán la carta "Los justos" en Bolívar e Hipólito Yrigoyen

18.30

En la Casa Rosada

Cristina Kirchner recibirá a gobernadores, diplomáticos y ministros de la Corte en el Salón Blanco

20.30

Plaza de Mayo

La Presidenta será la única oradora del acto

HABRÁ FIESTA DENTRO DE LA CASA ROSADA

La Casa de Gobierno se atestó de nuevo mobiliario de alquiler. La fiesta popular de hoy se trasladará a su interior. La empresa de ambientación Martín Roig aportó cientos de sillones blancos, banquetas, sillas y mesas espejadas que se desplegaron por el Patio de las Palmeras y por la Galería de los Patriotas Latinoamericanos, que adoptaron aspecto de discoteca-restaurante.

Con mamparas divisorias se construyeron una docena de camarines para los artistas que actuarán en el escenario exterior, cada uno con espejo y luces blancas. También llegaron una decena de barras de bar, media docena de máquinas de café y licuadoras para tragos. El servicio de catering, completo y bien regado, lo ofrecerá la empresa Shuster. Se dispusieron unas veinte estufas móviles de gas, y un arreglo lumínico en tonos rococó con luces LED y lámparas que dan un aire de intimidad. La fiesta de la década ganada costará unos $ 20 millones, según fuentes de la Casa Rosada.

Coment� la nota