La fórmula "marketinera" que exaspera a los radicales correntinos

La fórmula

En ECO son adictos a las encuestas. No hablan de ellas, pero las mandan a hacer semanalmente. Los resultados de las últimas semanas hicieron hervir la sangre a más de un estratega. Es que la aparición y atención mediática que recibió el binomio de Corrientes Podemos Más dio algo más que rating.

Mientras Camau Espínola y Nito Artaza recorren el territorio provincial, sin dejar ninguna localidad fuera de agenda, los radicales y sus aliados buscan la forma de que la fórmula de los Gustavo repunte. Tal es la preocupación por los números de los últimos sondeos, que Valdés y Tassano refuerzan la campaña en la Capital, con el objetivo de no recibir una sorpresa desagradable, perdiendo en un bastión que se considera recuperado por el radicalismo después de casi diez años.

El tándem Gustavo Valdés y Gustavo Canteros pareciera no gravitar en la opinión pública como se pretendió en principio, tras un supuesto y exhaustivo análisis del candidato principal que hizo Ricardo Colombi y sus adláteres.

Hubo dos momentos clave que opacaron a la fórmula oficialista. El primero, el raid mediático del postulante a la Gobernación del PJ, Camau Espínola y su compañero de boleta, Eugenio "Nito" Artaza. Canales como América y TN les dieron más minutos que los que le dan o supieron dar al mismísimo Ricardo Colombi que, valga la oportunidad, en sus últimas apariciones sólo pasó momentos incómodos; tal el caso de su participación en Intratables, donde recibió una tunda del panel que dirige Santiago del Moro.

Esta recorrida por los medios porteños de alcance nacional dejó a la fórmula opositora en una muy buena posición en cuanto a la consideración ciudadana. Vieron uno dirigentes unidos, consolidados en un proyecto que ambos pretenden desde hace tiempo, que tiene que ver con cambiar las formas de hacer las cosas en Corrientes.

El segundo momento que complicó a radicales y socios fue el bochornoso intento de debate organizado por la Iglesia Católica en el hospital Escuela, que dejó "herido" al ituzaingueño, con videos viralizados y fotografías donde se lo vio superado por la situación, adoptando una actitud beligerante hacia el público (sin pensar que hasta el 8 de octubre son potenciables votantes de su propuesta, si alcanzaba a señalarlas) y con tintes de soberbia hacia uno de los tres oradores, el caso del macrista Ríos Brisco.

Esta situación obligó a actuar Camau Espínola. Sí, nada menos que al candidato justicialista de Corrientes Podemos Más. Tuvo que tomar cartas en el asunto y otorgar una cuota de mesura ante un escenario poco decoroso para quienes pretenden manejar los destinos de más de un millón de correntinos. De esta forma, Valdés quedó desdibujado, así como su entorno. Todos acusados de "mostrar la hilacha" ante un poco de presión venida del público y ante algún discurso de sus contrincantes con tono crítico.

Ante esto, cada vez que se le pregunta a los capos de la UCR o de las fuerzas aliadas, recurren a denostar a los candidatos opositores señalándolos como una "fórmula marketinera", que mal que les pese, aparece ganadora en todas las encuestas que ellos mismos manejan.

Coment� la nota