Auditoría light: las compras de CABA serán revisadas a pedido de una comisión legislativa

Auditoría light: las compras de CABA serán revisadas a pedido de una comisión legislativa

Tras un arduo debate, el organismo que investiga al Gobierno porteño decidió no avanzar con todas las compras sino esperar que una comisión de la Legislatura lo requiera.

Lo que iba a transformarse en una investigación completa sobre todas las compras y contrataciones del Gobierno porteño desde que comenzó la pandemia de Coronavirus terminó en la conformación de una comisión que trabajará a pedido de la Legislatura porteña.

Todo comenzó con la escandalosa compra de barbijos a $3.000 a la empresa Green Salud del abogado Ignacio Sáenz Valiente, lo que motivó la renuncia del administrador del área de Salud y puso en la mira al jefe de gabinete, Felipe Miguel. A raíz de ello, tanto desde la oposición como desde los aliados al PRO, surgieron voces que solicitaron investigar a fondo las compras y contrataciones en plena pandemia.

Ahora, en concreto, tras la sanción de la Ley de Emergencia Económica, que permite al Gobierno porteño la reasignación de partidas para combatir el Covid-19, se creó una comisión especial de Seguimiento.

A raíz de ello, en estos días en la Auditoría General de la Ciudad (AGCBA) se generó un vendaval de idas y vueltas. El auditor que responde a Elisa Carrió, su ex asesor privador Juan José Calandri, tuvo que dar marcha atrás: retiró un pedido que había realizado, por nota, para que se auditen todas las compras y contrataciones, y se sumó a la conformación de una comisión dentro de la Auditoría para que coordine el trabajo con los pedidos de la Legislatura porteña.

Larreta lanzó la “cuarentena light" pero ya analiza volver a endurecerla en junio

La conformación de esta “coordinación” fue votada por unanimidad con las disidencias del auditor de la CC (quien admitió ante sus pares que la instancia parlamentaria fue un acuerdo político y por eso tenía que desestimar su propia misiva), el de la presidenta, Mariana Gagliardi (Frente de Todos) y el abogado peronista Lisandro Teszkiewicz. Se denomina “Coordinación de proyectos especiales-emergencia sanitaria de Covid-19 de la AGCBA”.

Curiosamente, tras haber expresado que había que auditar todas las compras de la Ciudad, Raquel Herrero (radical del sector de Daniel “el Tano” Angelici) y Mariana Coletta (del sector de Martín Lousteau) decidieron sumarse a la iniciativa que supone esperar a que los legisladores porteños indiquen qué organismos y qué compras y contrataciones se deberán auditar. En rigor, ambas argumentaron que la UCR había acordado con el PRO y la CC que sea la comisión especial parlamentaria el ámbito donde se debate qué investigar y que, en todo caso, la Auditoría sea el organismo técnico de apoyo.

Por su parte, tanto Daniel Presti como Pablo Clusellas, ex secretario Legal y Técnico de Mauricio Macri cuando era presidente, votaron afirmativamente. De hecho, Clusellas pasa sus días más tranquilo que cuando era funcionario nacional y ya se da el lujo de nombrar a ex colaboradores por sueldos abultados.

De todas maneras, ¿esto supone que la AGCBA no investigará nada por su cuenta?, consultó PERFIL. En el organismo explicaron que se trata de  “una interpretación cuestionable de la ley”.

Por ahora, los auditores están a la espera que la comisión especial les solicite informes puntuales para investigar. Aún siquiera empezó a trabajar.

Comentá la nota