Rogelio Frigerio: "Creo que después de 100 días hace falta una hoja de ruta"

Rogelio Frigerio:

El exministro de Interior durante la gestión de Cambiemos Rogelio Frigerio opinó sobre las últimas medidas que tomó el Gobierno a raíz del avance del coronavirus en el país: "Creo que después de 100 días hace falta una hoja de ruta".

"Es impresionante lo que hizo la sociedad en estos cien días de encierro. Hay pocas respuestas del Estado, se necesitan más explicaciones de por qué se pueden hacer ciertas cosas y otras no. Hay muchas cuestiones que parecen sin sentido común y deben tener una explicación. Creo que después de cien días hace falta una hoja de ruta, porque hay mucha angustia. Sé que es difícil, no me gustaría estar en los zapatos de los que tienen que tomar las decisiones", dijo en una entrevista con Animales Sueltos.

Ads by 

Coronavirus en la Argentina: más policía y rastreo de contactos estrechos, la fórmula de la cuarentena recargada

Para el exfuncionario, el Gobierno "arrancó bien" tomando ciertas medidas para combatir la pandemia, tuvo buenos reflejos al convocar expertos y al arco político, pero "se quedó en eso". "Estaría bueno empezar a convocar con mayor amplitud a gente para que diseñe una salida tentativa de mediano y largo plazo, que baje un poco el nivel de incertidumbre y miedo que vive la sociedad", sostuvo.

Según explicó, toda la dirigencia política "tiene que ser consciente de que se vive una situación muy delicada" y lo comparó con la crisis de 2001: "No estuvo a la altura y la gente pidió 'que se vayan todos'. No estamos tan lejos".

A raíz de los comentarios de Patricia Bullrich y Miguel Ángel Pichetto dijo que "no iba a opinar". "Coincido en algunas cosas y en otras no. Yo digo que se deben bajar los ánimos y no agregar desde la política angustia a una sociedad que está colmada. No es el momento. Ver a los políticos peleándose es lo que la gente menos está esperando de la clase dirigente", explicó.

Sobre su relación actual con Mauricio Macri, Frigerio contó que habló "algunas veces" desde que dejaron el gobierno. "Tengo buena relación. Entiendo que él haya tomado la decisión de apartarse un poco del ruido y no salir a opinar y hablar. Yo estuve varios meses de la misma manera. Lamentablemente hay que reconocer que no pudimos cumplir objetivos que nos habíamos propuesto, necesitábamos tiempo, tenemos que hacer una profunda autocrítica de dónde fallamos", dijo.

Cuarentena en la Argentina. Qué se podrá hacer y qué no durante la fase estricta del 1 al 17 de julio

"En la oposición necesitamos unidad, sobre todo en esta situación tan compleja. No soy quién para jubilar a nadie, todos tienen cosas para aportar. Espero que la oposición se termine comportando de alguna manera en línea de lo que nosotros esperábamos que se comporte cuando éramos gobierno", pidió.

El exministro sostuvo que el gobierno de Cambiemos tuvo buenas intenciones: "Teníamos claro adónde ir, pero se creyó que sin política, solos podíamos enfrentar esos problemas que durante cinco décadas ninguno lo pudo hacer".

Consultado por las acusaciones de espionaje durante la gestión de Macri, dijo que "es muy seria y grave". " Quiero creer que no pasó. Yo no pongo las manos en el fuego por nadie. No percibí desde mi lugar que eso existiera. Siempre hay un sector del Estado que se pone en tela de juicio. Sea falsa o verdadera la acusación, no pueden espiarte sin autorización. No habría que politizar este tema, como digo también que no hay que politizar la pandemia ni la cuarentena", concluyó.

Comentá la nota