Un proyecto de comunicación de Erica Torena elevó la temperatura en el recinto

La iniciativa de la edil socialista estaba referida a solicitar al Departamento Ejecutivo que informe si se ha designado personal municipal con antecedentes penales. La propuesta aglutinó el rechazo casi unánime, incluso de los concejales del interbloque Frente Amplio UNEN.

EL DATO:

En presencia de trabajadores de la ex curtiembre fue aprobado por unanimidad el proyecto de resolución referido a autorizar al Departamento Ejecutivo a efectivizar la compra de las acreencias laborales correspondientes a la quiebra “PIAZZA SACIFA S/CONCURSO PREVENTIVO (hoy su quiebra)”.

A lo extensa de la sesión extraordinaria realizada en la antevíspera, con 101 puntos en el orden del día y la temperatura ambiente rozando los 30 grados centígrados a las 16 horas, hubo un debate que hizo que el termómetro del recinto tocara techo cuando la concejal Erica Torena, del Partido Socialista, fundamentó el proyecto de comunicación dirigido al Poder Ejecutivo para que “informe si se ha designado personal municipal con antecedentes penales”.

Hubo fuertes cruces entre la autora de la iniciativa y casi la totalidad de los ediles de los distintos bloques, incluyendo a los concejales del interbloque Frente Amplio UNEN, a punto que Torena terminó por ofrecer el retiro del artículo más cuestionado.

Alicia Zubiría, del Frente Renovador, tildó el proyecto de “totalmente discriminatorio” y que había sido un error avanzar sobre la reserva de identidad de estas personas, sugiriendo la modificación de los puntos 1 y 2 de la minuta.

Ulises Urquiza, también del “massismo”, planteó la importancia de observar la calidad del trabajo que debe realizar un agente municipal, en vez de considerar si registra antecedentes penales. “Este proyecto no es para nada progresista, ni cívico ni social; no podemos permitirnos un análisis de esta iniciativa”, indicó el abogado.

Y Rubén Omar Seoane, del bloque oficialista, además de rechazar el proyecto y sugerir su retiro “por discriminatorio”,  fue más allá al solicitar la intervención del INADI.

Cristina Croharé, amén de aclarar que de Torena “conozco su compromiso con los derechos humanos, y con quien hemos realizado visitas de rutina a la cárcel”, también rechazó la propuesta por discriminatoria. “La concejal citó la palabra ‘individualizándolos’; ¿hará falta que les coloquen una estrella amarilla en el pecho?”, inquirió. También lamentó el uso, por parte de la misma edil, de la frase “personas de estas características”.

Torena retrucó a los concejales “massistas” al citar textualmente una frase del líder de ese espacio político, el actual diputado nacional Sergio Massa, cuando en declaraciones periodísticas cuestionó la iniciativa que apunta a subsidiar a los presos.

“Un autor intelectual”

Diego Colman no sólo cruzó a la autora del cuestionado proyecto sino que hasta habló de “un autor intelectual” de la iniciativa, lo que fue interpretado como una elíptica alusión al precandidato a intendente por el PS Eduardo Lapenta. “Pido perdón en nombre de la institución”, dijo Colman, a la vez que señaló: “reinvindico a Torena por el pozo que cayó en este proyecto; parece mentira que estemos discutiendo este proyecto”.

Juan Sáenz, en tanto, aclaró que durante una reunión en la comisión de Labor Parlamentaria, dirigiéndose a Torena la sugirió la “inconveniencia de presentar el proyecto”, en vez de darle cabida, en forma interna, a un pedido de informe. Ratificó que “de la forma que está planteado no puede avanzar este proyecto”.

Estela Cerone inició su interlocución señalando que “muchos tienen muertos en el placard”, tras lo cual felicitó a Torena por el contraataque contra los ediles “massistas”, pero coincidió con el resto de los parlamentarios locales en el rechazo de la iniciativa que fue objeto de debate al mencionar que “este proyecto está viciado de nulidad, aunque las intenciones hayan sido buenas”.

Pablo Yannibelli, mientras tanto, cuestionó a Torena por “oponerse a una expropiación y ahora presente este proyecto que no se entiende nada”.

La contraofensiva de la edil socialista no se hizo esperar. Le advirtió a Colman: “no tengo tutores políticos”, tras lo cual admitió que había “fallado en el espíritu del proyecto” y que no tenía inconvenientes en propiciar su regreso a comisión para hacer las modificaciones que fueren necesarias.

Claudio Molina señaló, respecto de la iniciativa, que “es exagerado tildarlo de discriminatoria”. “Me generan dudas que (un agente con antecedentes penales) haga una función de policía”, agregó, sugiriendo igualmente el rechazo de la iniciativa.

Ramiro Ortiz Massey también emitió juicio de valor en torno del punto 74 del orden del día. “Es un dislate que esto pase a comisión”, sostuvo.

Rubén Laddaga, de Vecinos x Azul y en el mismo interbloque que Torena, se diferenció del resto de los integrantes del Frente Amplio UNEN al advertir que iba por el rechazo del proyecto, sin pase a comisión.

La votación no surgió lo directa que se podía esperar después de tamañas exposiciones. Se votó primero para determinar si la votación era o no nominal, triunfando ésta última. Obviamente la iniciativa de Torena encontró el rechazo de sus pares y, por más regreso que hubiera tenido a comisión, resulta difícil imaginar un nuevo tratamiento en una sesión futura. Trascartón, se aprobó el envío de la iniciativa al INADI.

Contrapunto por un evento

Otro punto que motivó alguna discusión fue el proyecto de ordenanza que convalida el decreto Nº 406/14, mediante el cual se exime al Centro de Apicultores de Azul del pago del Derecho de Ocupación de Espacios Públicos, en oportunidad de la realización de la ExpoMiel 2013.

Cerone fundamentó la iniciativa, marcando la importancia de acompañar el esfuerzo de dicha institución en la organización del evento y no cobrarle la tasa en cuestión, que en este caso hubiera significado un ingreso a las arcas municipales de 4.000 pesos.

Seguidamente pidió la palabra el edil Martín Laborda para requerir un marco de equidad, teniendo en cuenta que a los responsables de organizar otros encuentros tan importantes como la ExpoMiel –como ACESTA, que presenta la Fiesta de la Vaca, puntualizó- se le cobraba en tiempo y forma el Derecho de Ocupación de Espacios Públicos. También se refirieron a la cuestión el concejal Sáenz, para recordar que la excención del citado tributo le cabe a las entidades de bien público; y Seoane, quien sostuvo que el Centro de Apicultores reúne las condiciones requeridas para ser alcanzado por el beneficio. “Ellos presentan un balance público anual”, dijo.

El proyecto fue aprobado por mayoría.

Pedidos de informes

Donde no hubo diferencias fue en la consideración de acordar el cierre del orden del día dos horas antes de lo que viene sucediendo hasta ahora. Se mantuvo el día jueves, pero se adelantó el cierre de las 14 horas, en vez de las 12.

Otros de los puntos aprobados fueron: la declaración de Interés Comunitario la “Semana de la No Violencia”, que se llevó a cabo entre los días 24 y 28 de noviembre. Por unanimidad se convalidó el pedido de informes al Instituto Provincial de Lotería y Casinos para que dé cuenta de “distintas cuestiones” relacionadas con el Hipódromo local; así como el pedido de informes al Ejecutivo para que “informe sobre acciones administrativas llevadas a cabo en cumplimiento de la ordenanza Nº 3229/12, relacionada con las obras de reconstrucción del Complejo Cultural General San Martín y el ex Club Social de Azul”.

Esta última iniciativa tuvo al explícito acompañamiento de la concejal Cerone, quien dijo: “no puedo ser contradictoria” en virtud de la conocida defensa que hace del patrimonio de la ciudad. Por su parte, el concejal Ortiz Massey solicitó que el Ejecutivo informe el estado de un litigio judicial originado durante la gestión de Omar Duclós en la intendencia, que había en torno del ex Cine San Martín.

A CARA DE PERRO

Vecinos con pancartas y sus canes fueron al recinto para pedir por la prohibición del uso, tenencia y comercialización de artículos pirotécnicos. Pretendían un tratamiento sobre tablas, circunstancia inviable porque el proyecto de ordenanza debe pasar, primero, por comisión. HÉCTOR GARCÍA

Durante la extensa sesión extraordinaria y en presencia de ciudadanos con pancartas y hasta ejemplares caninos, los concejales aprobaron por unanimidad el pase a comisión (de Medio Ambiente y de Interpretación y Legislación) del proyecto de ordenanza que apunta a derogar una normativa del año 2011, por la cual se creó el Registro Municipal de Comercialización de Pirotecnia a la vez que “prohibir, en todo el territorio del Partido de Azul, su comercialización, manipulación, uso particular, tenencia, etc.”.

Hubo un planteo pidiendo un adelantamiento del tratamiento de este punto, que en el orden del día figuraba 76, pero la alegría de los manifestantes fue por demás efímera. Cuando se enteraron que -como era lógico- por cuestiones reglamentarias el proyecto no se podía debatir sobre tablas, tal como ellos pretendían, no ocultaron su fastidio y desalojaron el recinto haciendo exclamaciones de rechazo.

Coment� la nota