Anunciaron la segunda etapa de la obra pluvial Marcos Sastre

El intendente Arroyo brindó detalles del comienzo de la Segunda Etapa del Proyecto de Desagües Pluviales-Cuenca Marcos Sastre. Se proyectan 3.450 metros de desagües pluviales de hormigón, el plazo de obra es de 15 meses y abarcará 140 manzanas de los barrios Zacagnini, Estrada y Los Pinares. Está destinada a evitar inundaciones.

El intendente Carlos Fernando Arroyo brindó detalles del comienzo de la Segunda Etapa del Proyecto de Desagües Pluviales-Cuenca Marcos Sastre. Para esto, se firmó un convenio el viernes en CABA junto al secretario de Infraestructura y Política Hídrica, Pablo Bereciartúa. El monto total a invertir asciende a $272.661.126,88. La obra se licita próximamente y el plazo de ejecución es de 15 meses.

Esta Segunda Etapa tiene por objetivo continuar con el avance progresivo en la solución al problema de inundaciones que suceden en oportunidades de ocurrencias de precipitaciones de intensidades media a alta.

Se proyectan 3.450 m de desagües pluviales de hormigón armado in situ H-30. La obra se complementa con la instalación de 415 m de caños premoldeados de hormigón de 1,20 m de diámetro, 523 m de 1,00 m de diámetro y 2.800 m de 0,80 m de diámetro. Además, se prevé instalar 179 sumideros. “Son casi 3 kilómetros y medio de hormigón que se instalarán para hacer estos desagües y luego serán miles de metros más de cañerías de distinta envergadura para poder posibilitar el desagüe en ese sector”, añadió Arroyo.

En febrero se hizo recorrida de técnicos de la Secretaría de Recursos Hídricos de la Nación por la zona de la obra. Esto, para completar la documentación tanto en el lugar como para afinar detalles de la parte técnica. Con ello se pudo avanzar con el apto técnico de la obra.

Esta fase es el Segundo ramal Principal hasta llegar a Carballo y la zona de Vialidad Provincial, abarca 140 manzanas de los barrios Zacagnini, Estrada y Los Pinares con 15.000 habitantes beneficiados. Los trabajos parten de Caseros y Marcos Sastre para llegar hasta Nasser y Strobel y se hace un enlace a lo ya realizado.

“Esto es posible porque ya se hizo la primera etapa. Se va a conectar con la etapa anterior para poder dar respuesta en pluviales para una gran cantidad de vecinos. Esta decisión que hemos tomado es, como en otros casos, pensando en los vecinos, en un barrio y en el futuro”, señaló Arroyo.

El jefe comunal remarcó que esta obra se esperó durante 8 años y es “absolutamente necesaria porque va a involucrar a los barrios Los Pinares, Zacagnini y Estrada” porque “va a resolver problemas de inundación a miles y miles de vecinos. También nos permitirá dar factibilidad hidráulica a un sector que no está asfaltado”.

Por último, el Intendente destacó: “Quiero destacar el apoyo constante del Ministerio del Interior, a Rogelio Frigerio y al secretario Pablo Bereciartúa porque son un motor visible y concreto de la decisión del Presidente Macri. Las obras llegaron desde el 2015 con este gobierno y son para siempre. Con transparencia, para cambiarle la vida a los vecinos. Esto fue un trabajo que llevó mucho tiempo, que comenzó con el Ingeniero Dell Olio y en el que yo estuve presente”.

Coment� la nota