La UCR se solidarizó con el reclamo de los cañeros y exigió cambios en la política de seguridad`

La Junta de Gobierno de la Unión Cívica Radical expresó su apoyo a los productores cañeros y reclamó al gobernador José Alperovich que abandone su pasividad ante la situación de la principal industria de la provincia.
Durante la reunión realizada el último lunes, el órgano que preside el senador José Manuel Cano, también cargó contra las políticas de seguridad y advirtió que el brutal crimen de un taxista, ocurrido el último fin de semana, confirma que hay zonas liberadas para el accionar de los delincuentes.

Las autoridades del radicalismo tucumano evaluaron la situación política, social y económica. En ese contexto, decidieron sumarse el reclamo de los pequeños y medianos cañeros quienes reclaman por el bajo precio del azúcar. La Junta de Gobierno de la UCR consideró que el problema se agravó por la inacción del Gobierno que dejó hacer a industriales inescrupulosos. También, apuntó dardos contra la denominada “Cuota Moreno” creada con el supuesto argumento de garantizar azúcar en el mercado interno.

“Nos comprometemos a acompañar el reclamo de los productores. Está en juego el futuro de miles de familias y la suerte económica de pueblos y ciudades de toda la provincia. El Gobierno no puede seguir mirando para otro lado”, expresa la declaración adoptada tras un extenso debate.

Otro de los temas analizados por la Junta de Gobierno radical fue la situación de la inseguridad. Los dirigentes aportaron los testimonios de distintas zonas de la provincia y relevaron los dichos de los taxistas, quienes se movilizaron para pedir respuestas por el asesinato de uno de sus colegas. Estos denunciaron que la Policía tiene órdenes de no tomar denuncias de robos y sugirieron que hay zonas liberadas. “Hasta el propio Alperovich admite que están en deuda con este tema, pero no hacen nada para cambiar. Y lo más lamentable es que los propios oficialistas se pelean por los diarios sobre supuestas soluciones que nunca llegan”, expresaron los dirigentes radicales.

Las autoridades radicales también repudiaron la ola de despidos en distintas reparticiones públicas, en especial en la Caja Popular de Ahorros. “Deberían empezar por correr a sus familiares y no castigar a personas que necesitan de su trabajo para poder vivir”, se sostuvo.

Participaron de la reunión Cano, Juan Roberto Robles, Jorge Mendía, Nora Vázquez de Argiró, Esteban Varela, Jorge Terán, Osvaldo Barreñada, Paulo Falcón, Neri Santillán, Raúl Albarracín, Adriana Alvillos, Sebastián Luna, Alejandra Wyngard, Mariano Campero y Miguel Coronel.

Coment� la nota