Fay: “El intendente enfrentó con decisión el caos y el terror"

Fay: “El intendente enfrentó con decisión el caos y el terror"
“Vengo de una casa donde el radicalismo se respira. Mi padre fue concejal y con afiliación al partido desde hace muchísimos años lo mismo yo que me afilié al cumplir la mayoría de edad”, dijo el doctor Patricio Fay, actual presidente del comité local de la Unión Cívica Radical “Hipólito Yrigoyen”
Hasta ese momento estaba dedicado exclusivamente a su profesión de abogado, la que sigue cumpliendo a pesar de las limitaciones de tiempo pero a partir de un convencimiento de que “los lugares que uno no ocupa, lo terminan ocupando otras personas que quizás, en muchos casos, no nos representan”, de allí el compromiso adoptado primero, en el tiempo, de funcionario municipal y luego como la máxima autoridad del radicalismo juninense.

Durante la charla con este diario, Fay no dejó de mencionar y resaltar fundamentalmente el apoyo de su esposa, Mariel y sus dos hijos.

-¿Cómo vivió el radicalismo juninense los episodios de violencia y destrucción del 10-M?.

-Fueron hechos inesperados. Sabemos que en un momento político y social conflictivo como el que vive la Argentina, a la gente, a veces se le hace difícil tener paciencia y los reclamos están a la orden del día. Eso es justo, correcto, lo aceptamos y tratamos de dar respuesta rápida en la medida de las posibilidades.

Esto no fue un reclamo social. Se utilizó la forma de un reclamo social pero existieron componentes ajenos al ciudadano común.

Tenían una organización y una logística llamativa. Elementos como bombas molotov, gomeras y gran cantidad de piedras no forman parte del reclamo del ciudadano común. Evidentemente iban con una intención.

Algunas de las personas que participaron de los episodios violentos en la comisaría Segunda, minutos después ya estaban en la Municipalidad con sus bombas molotov y piedras.

El intendente se puso al frente de la situación. Lo primero que hizo fue acompañar a la familia de Karen, poniéndose en contacto enseguida, acompañándolos de toda manera posible en ese dolor profundo que les tocó vivir y por otro lado enfrentó el caos y terror generado intencionalmente con decisión.

Surgieron cosas positivas a partir de allí como el acompañamiento y apoyo no solo del radicalismo que se movilizó desde todo el país con la llegada de legisladores y dirigentes radicales nacionales y provinciales, sino también el apoyo a la figura institucional y a su persona de parte de dirigentes opositores locales como Julio Henestrosa, Héctor Azil, José María Banfi.

Son gestos que enaltecen y dan muestras de la formación republicana.

-¿Cómo analizó el partido radical y evaluó estos episodios del marzo en su vida política y en la de Junín?.

-Estos hechos fueron motivos de charla y debate. No pueden pasar desapercibidos. Como grupo político, el radicalismo en Junín está fuerte, unido con una militancia importante en todos los grupos etáreos que lo componen. El apoyo fue unánime y el partido está firme y unidos respaldando la gestión.

-Superados estos episodios que nos tocó vivir a los juninenses ¿se comienza ya a analizar la estrategia electoral?.

-Al revés de lo que pasa a nivel provincial y nacional. El partido radical en Junín es fuerte y en principio creemos que no estén generadas las condiciones para avanzar en torno a una alianza a nivel local.

En el orden provincial y nacional, el panorama es distinto. Los dirigentes más encumbrados están tratando de generar, a veces en forma inorgánica, sus alianzas con distintos grupos o sectores políticos, pero en Junín va a ser muy difícil y creo que no están dadas las condiciones para que se genere algún tipo de alianza.

Situación partidaria nacional y provincial

-¿Hasta qué punto puede llegar a ser escuchado un comité de base del radicalismo por parte de la dirigencia partidaria nacional o provincial?.

-El radicalismo ha llegado a un punto de fragilidad por muchas condiciones, pero una de ellas es la poca visibilidad que se le da a los dirigentes que están emergiendo.

Advierto que hay dirigentes que han llegado a su techo político. La sociedad, en definitiva, impone esos límites pero también vemos que se siguen ocupando los mismos lugares y ocupando espacios que impiden el surgimiento de nuevos dirigentes.

El radicalismo, en la provincia de Buenos Aires, si bien ha retrocedido mucho, tiene todavía dirigentes muy importantes y valiosos, con representación territorial, sin embargo vemos que no son los que forman parte de la toma de decisiones del partido.

-Esta panorama debe ser visto, seguramente, con mucha preocupación por parte de los radicales con militancia.

-Indudablemente porque creo que el radicalismo es una parte vital de la vida republicana del país y es fundamental la alternancia en un partido fuerte como históricamente ha sido la Unión Cívica Radical.

El desgaste termina generando una situación de continuidad de un mismo partido en el gobierno que termina perjudicando a la vida republicana del país.

“Un comité de puertas abiertas”

-¿Tras asumir tu cargo, en qué etapa actual se encuentran los objetivos y proyectos fijados?.

-Estamos cumpliendo lo que en su momento habíamos anunciado: ser un comité de puertas abiertas, generando que la Casa Radical sea la casa de todos.

Hay divisiones que a veces no se terminan de entender. Son cuestiones accesorias pero en lo fundamental, los radicales juninenses coincidimos.

A raíz de la tragedia de inundaciones sufrida por la población de La Plata y Capital Federal hemos podido trabajar solidariamente y en forma conjunta con el sector denominado “Identidad Radical” de la doctora Verónica Borsani.

Esperamos que esto sea un punto de partido para fortalecer los vínculos que se pudieron haber desgastado innecesariamente y creo que se van a dar las condiciones para tener un partido integrado. Empezamos a percibir un cambio de actitud para poder trabajar todos.

-¿Y con los otros sectores del radicalismo, como por ejemplo los conducidos por Julio Ginzo y Laura Esper?.

-Tanto a Laura Esper como al doctor Ginzo los respeto y los considero dirigentes de valía. Nadie puede negar lo que representa Ginzo para el radicalismo de Junín y todo lo que ha hecho Laura (Esper)

Coment� la nota