FIORINI DESTACÓ AL CORDÓN FRUTIHORTÍCOLA COMO MOTOR DE GENERACIÓN DE EMPLEO EN EL DISTRITO

FIORINI DESTACÓ AL CORDÓN FRUTIHORTÍCOLA COMO MOTOR DE GENERACIÓN DE EMPLEO EN EL DISTRITO

Durante una recorrida por el circuito de campos y quintas pidió por un gobierno comunal que escuche y colabore en las respuestas que el sector requiere. Dijo que mientras pequeños productores siembran tierras e invierten “el Estado sigue con el freno de mano puesto”.

El presidente del bloque del Frente Renovador, Lucas Fiorini, planteó la necesidad de atender desde el Estado las demandas de productores del cordón frutihortícola del distrito y aportar herramientas y condiciones que les permitan desarrollar todo el potencial del sector. “Su crecimiento, la reactivación del puerto y un firme apoyo al parque industrial y el polo tecnológico tienen que ser motor de generación de empleo en el distrito”, aseguró. 

El concejal visitó quintas y sembradíos de un extenso circuito que se extiende desde alrededores de Sierra de los Padres hasta la periferia de Batán. Lo acompañó Ricardo Velimirovich, presidente de la Asociación Frutihortícola de Productores y Afines de General Pueyrredon, con quien repasaron el actual escenario de la actividad. 

La ciudad ostenta el cordón frutihortícola más importante del país. “Es rico en variedad y calidad de producción, con cultivos que tienen destino de exportación y enormes posibilidades de desarrollo si desde la comuna se escucha a los productores antes de tomar decisiones”, advirtió. 

Destacó Fiorini que durante los últimos años creció la superficie de tierra sembrada en General Pueyrredon, así como la participación del distrito en el mercado. Rescató en particular el compromiso y voluntad de los protagonistas del sector que invierten en tecnología y capacitación para estar a la altura de las máximas exigencias. “Son una pieza fundamental para crecimiento del producto bruto interno en el distrito”, dijo. Y lamentó que mientras el sector privado apuesta por más “el Estado sigue con el freno de mano puesto”. 

Legislaciones específicas, seguridad rural, recuperación de los caminos rurales y cuestiones de logística son algunos de los planteos que los productores mantienen en pie, a la espera de respuestas oficiales. Además insisten con revisar la brecha que existe entre precio que se les paga y el de venta en góndola de frutas y verduras. 

Fiorini propuso atender estos temas desde espacios en los que los productores, concejales, el gobierno municipal y demás sectores involucrados que puedan intercambiar ideas, encontrar y facilitar las mejores soluciones posibles. “Deben ser ámbitos que excedan la coyuntura y, más allá de la gestión de turno, perduren como herramientas para dar las respuestas que el sector requiera”, explicó. 

Durante esta recorrida escuchó a productores que hace tiempo sienten a las autoridades ajenas y sordas a sus reclamos. “Hay sectores que no se sienten representados en lo productivo”, insistió el edil en referencia concreta al ramo frutihortícola, del cual dependen y viven miles de familias, tanto en zonas rurales como en el casco urbano. 

Por eso cuestionó la “falta de un proyecto de ciudad” y en particular la ausencia de una gestión municipal que priorice “visión y criterio para respaldar y acompañar” a sectores que “puedan aumentar significativamente el PBI del distrito”. “Una Mar del Plata productiva y pujante solo será posible con voluntad política”, aseguró. Además pidió extender ese impulso a otras áreas fundamentales como el puerto, la radicación de inversiones en le parque industrial y el pujante sector de nuevas tecnologías. “Apostar por la producción es más trabajo y mejor calidad de vida para nuestros vecinos”, insistió. 

Coment� la nota