El distrito podría ser intervenido por el Gobernador

El distrito podría ser intervenido por el Gobernador
El distrito de Pinamar está al rojo vivo ya que su intendente, Hernán Muriale, no pudo conseguir que la oposición le apruebe el Presupuesto para el próximo año y amenazó con renunciar junto a su gabinete.
El sillón municipal parece ser el karma del distrito de la quinta sección, con los antecedentes de destitución de los jefes comunales Roberto Porretti y Blas Altieri. Según narra el portal Infocielo, se baraja la posibilidad de que el gobernador Daniel Scioli intervenga el distrito.

El debate por el Presupuesto 2013 de Pinamar encontró la intransigencia de la UCR y del concejal Porretti, que definieron no dar quórum, con lo cual Pinamar podrá ostentar el récord de manejarse durante dos períodos consecutivos sin ley de leyes.

Desde el Ejecutivo local cargan las tintas contra el ex intendente pinamarense, a quien achacan que “dice que está con el Vicegobernador pero va contra el proyecto Nacional y Popular”. Le endilgan, además, encuentros con Jesús Cariglino, durante su reciente gira por la Costa Atlántica bonaerense, siempre amparándose en el argumento de que Porreti "se quedó afuera de todos los acuerdos".

“Es un contubernio para destruir Pinamar, gente que nunca pudo gobernar el partido ahora lo quiere destruir”, afirman, y señalan que la gravedad institucional radica en que “sin presupuesto no se va a poder cumplir con el acuerdo salarial con los municipales, va a haber paro; paralelamente, no va a poder rubricarse un contrato para la recolección de residuos”, con lo cual la temporada de verano podría ser un verdadero caos.

Coment� la nota