Deuda: Martín Guzmán busca una “oferta rápida” y en línea con el FMI

Deuda: Martín Guzmán busca una “oferta rápida” y en línea con el FMI

El ministro de Economía Martín Guzmán dijo que quiere hacer reuniones con bonistas esta semana y la próxima.

El ministro de Economía, Martín Guzmán, admitió demoras en el cronograma original para realizar la propuesta de reestructuración de la deuda externa. Sin embargo, manifestó que "estamos tratando de hacer una oferta muy rápida". Y que la misma podría llegar después de diálogos con los bonistas acreedores, con los que "habrá conversaciones Durante esta semana y la próxima".

La propuesta argentina no fue explicitada por el ministro. Pero estará en línea con una recomendación del FMI. En un documento, el organismo multilateral dice "que tiene que haber cinco años de periodo de gracia", según el ministro.

Argentina está trabajando en un nuevo acuerdo con el FMI. Como parte de ese entendimiento, está la revisión prevista en el artículo cuarto. Esa suerte de examen del organismo multilateral sobre la economía está detenido, porque "el FMI suspendió las consultas por el Covid-19" según Guzmán. “El objetivo es tener un nuevo acuerdo con el FMI”, agregó.

El país no requerirá los USS 11.000 millones que quedaron del acuerdo anterior con el FMI. "No estamos en condiciones de cumplir el acuerdo stand-by" dijo Guzmán.

En la futura oferta, el país podría incluir cupones atados al crecimiento del PBI. "Se pondrá en la mesa (de negociación con los bonistas) y se verá la reacción" al respecto, según Guzmán.

El camino trazado por el Poder Ejecutivo implica primero llegar a un acuerdo con los acreedores externos (que tienen más de US$ 83.000 millones) y luego avanzar hacia un nuevo programa con el FMI. “Se requiere un programa diseñado por la Argentina”, expresó Guzmán. “Los pagos a los acreedores privados son más urgentes”, enfatizó. Con respecto a los vencimientos que habrá en abril, el funcionario declinó dar respuestas. Tampoco quiso ponerle una fecha precisa a una nueva presentación Sobre la oferta a los privados, Guzmán enfatizó que “hay múltiples combinaciones en el diseño de una propuesta de canje: período de gracia, reducciones de cupones, extensión de vencimientos y reducción del principal (capital).Se definirán de acuerdo con la capacidad de pago” El ministro elaboró un documento con lineamientos para “la sostenibilidad de la deuda”, que expuso ante periodistas. Allí repitió varios de los conceptos que manifestó en una videoconferencia del viernes de la semana pasada.

“Evaluamos instrumentos contingentes”, manifestó Guzmán. De esa forma, dejó la puerta abierta que haya cupones que “tengan una relación con la tasa de crecimiento del PBI”, según el ministro. “Se pone sobre la mesa. Solo haremos algo que sea valorado” por los acreedores, según el funcionario.

Economía tratará la deuda en dólares de la misma manera, tanto con legislación extranjera como con la ley local. Aunque los plazos legales para una y otra podrían ser diferentes. En relación a la deuda emitida en pesos, se buscará el “rolleo” o refinanciamiento permanente. Pagará un interés real de entre 1,2% y 1,5%.

Las proyecciones originales del ministerio de Economía en relación a la situación fiscal de 2020 y 2021 serán modificados por los efectos del coronavirus. “Las medidas de soporte de ingresos tendrán un costo del 0,2% del PBI solo por un mes. Las implicancias van a depender del shock (de la pandemia)”, aclaró Guzmán.Las proyecciones argentinas de mediano y largo plazo se mantienen.

El coronavirus activó un paquete de rescate. “Hay un sector que no puede producir, hay dificultades muy fuertes para los empleados. Hay que preservar el valor de las organizaciones (las empresas. Este es un shock que en algún momento va a pasar”, dijo. El titular de Economía remarcó que sigue “el proceso de desinflación, con múltiples anclas, cuidando el equilibrio entre ellas”. Señaló la decisión de tener las tarifas de servicios públicos congeladas por 180 días como una política en esa dirección, Guzmán se imagina que, hacia adelante, la Argentina debe endeudarse en pesos. “Desde 2027 hacia adelante, se supone que las necesidades brutas de financiamiento comenzarán a financiarse bajo la combinación de 40% a través de nueva deuda denominada en pesos y 60% a través de nueva deuda en moneda extranjera”.

Comentá la nota