Caso Soria: declaran hoy las amigas íntimas de la viuda

Caso Soria: declaran hoy las amigas íntimas de la viuda
Su testimonio será clave para saber si las infidelidades eran reales o delirios de Freydoz.
El banquillo tiene un micrófono, una botellita de agua y una caja de pañuelos descartables. Allí, durante la semana pasada, se sentaron 14 de los 32 testigos citados a declarar en el juicio contra Susana Freydoz, la única acusada de haber asesinado a su marido, el ex gobernador de Río Negro, Carlos Soria. Ya pasaron todos los que estuvieron en la chacra aquel Año Nuevo, horas después del crimen: los hijos del matrimonio, las nueras, el cuñado de Freydoz, el encargado de prensa de Soria, los policías que custodiaban la chacra y los médicos que trataron de salvarlo. Hoy será el turno de los amigos de la pareja: los que no participaron esa noche pero estuvieron cerca del matrimonio durante décadas.

Está previsto que hoy declaren Elena Cristina Pereyra, Edgardo Peacock, Stella Maris Bonet, Elsa Romagnoli y Lidia Fuentes, todos amigos del círculo íntimo que, se supone, revelarán si las infidelidades eran reales o un delirio de Freydoz. Una de ellas ya había declarado que, en julio, Susana le contó que tenía pruebas de una infidelidad con una tal Paula, que le pidió que fueran a espiar a Soria y que una vez Susana le cortó las corbatas en tiritas. Bonet fue quien contó que Susana le ponía Lexotanil en el mate para que se quedara más tranquilo.

También reveló que Susana lo seguía a los actos políticos y se quedaba en el auto para ver con quién se iba. Romagnoli podrá, además, confirmar si la infidelidad existía o no. Ella es a quien, el 22 de diciembre –8 días antes del crimen– Susana le mostró el SMS que Soria le habría enviado a su amante: “A pesar de todo, te sigo extrañando”, decía.

Para el miércoles están citados los expertos del Cuerpo Médico Forense que extrajeron y analizaron la sangre de Freydoz, seis horas después del crimen. Sus declaraciones serán clave para dilucidar si la madrugada de la muerte de Soria, Freydoz estaba intoxicada con alcohol y ansiolíticos.

El jueves, finalmente, comenzará a aclararse el gran eje del juicio. Está previsto que declaren el perito oficial de la Corte Suprema, Ricardo Risso, y el perito contratado por la defensa, Carlos Cornaglia.

El primero sostiene que Freydoz es imputable pero que podría haber actuado bajo un estado de emoción violenta. El otro, en cambio, sostiene que es inimputable. Sus declaraciones serán clave para definir si el tribunal se inclina hacia la absolución, una pena atenuada o la prisión perpetua.

Coment� la nota