Prorrogan y modifican la ordenanza que regula el uso de agroquímicos

Prorrogan y modifican la ordenanza que regula el uso de agroquímicos
Habrá una serie de medidas que respetar durante los 150 días de "pausa". El Ejecutivo se compromete a oficializar el "Programa de Desarrollo Rural Sostenible". La medida se acordó en reunión de presidentes de bloque. Hubo acuerdo entre los productores. Algunos sectores ambientalistas se expresaron en contra de la medida.
En la sesión de este jueves se tratará "sobre tablas" la prórroga de la ordenanza 18.740 que regula el uso de agroquímicos en los campos del Partido de General Pueyrredon.

Durante este período se establecen, a la vez, restricciones especiales en el uso de agroquímicos, un cronograma de acciones que buscan responsabilizar a los productores y al municipio en el cuidado del medio ambiente y de la salud de las personas y la creación de un comité de seguimiento con participación de todos los sectores involucrados.

El presidente del bloque de Acción Marplatense, Diego Monti, confirmó el tratamiento del tema, luego de la reunión que sostuvieron los titulares de los distintos bloques el viernes. En ese marco consensuaron la posibilidad de realizar modificaciones al artículo 1 que, en síntesis, se refiere a la prohibición de utilizar pesticidas a menos de mil metros de donde se radican núcleos poblacionales.

Si bien, como en el caso del vicepresidente del bloque Atlántico, Hernán Alcolea, se pronunció a favor de un reemplazo de la actual ordenanza, el acuerdo está en modificar el mentado artículo 1, que ha sido la fuente del conflicto.

Monti refirió también que "se dispuso un plazo de 150 días a partir del jueves, cuando se apruebe el tema en el Concejo, para realizar modificaciones al respecto. Una de las más importantes será la zonificación del uso de sustancias agroquímicas, para no ser tan taxativos estableciendo una prohibición general. Es decir que se estudie con especialistas, como gente del INTA y productores qué pesticida se puede utilizar en un lugar y cuál en otro".

En cuanto a lo que sucederá en estos 150 días mientras se estudian los cambios, el titular del bloque de AM respondió que "sigue rigiendo esta ordenanza. Habrá que ver cada caso en particular, para no aplicar en todos los supuestos la misma prerrogativa, sino adaptarla a las necesidades. Pero siempre con base en la salud de la población", puso de relieve.

Monti agregó que "en lo que ya estamos todos de acuerdo es en que no se puede fumigar más con aviones; los otros temas sobre la categorización del producto a utilizar es algo que merece un estudio muy preciso, teniendo en cuenta que hay productos inocuos que, por aplicación de esta ordenanza, aunque no afecten la salud, tampoco se pueden utilizar".

Después señaló que "consideramos que el hecho de mantener los dos sectores una posición fundamentalista y sin buscar un punto de acuerdo, ya que unos plantean que no se puede fumigar con ningún producto a menos de mil metros y otros reclaman que se pueda utilizar cualquier producto, fue el motivo de este conflicto que amenazó con paralizar la producción de frutas, verduras y hortalizas".

Algunos lineamientos

Los concejales están trabajando, de cara al debate de este jueves, con algunos lineamientos básicos, elevados por la secretaría de Desarrollo Productivo, Asuntos Agrarios y Marítimos y Relaciones Económicas Internacionales,

Municipalidad de General Pueyrredon, que encabeza Mariano Pérez Rojas.

El funcionario recordó que "la jornada de debate realizada en ese recinto generó un espacio de participación de todos los sectores involucrados en el tema. La profundidad de las argumentaciones de los expositores enriqueció la mirada que tenemos los responsables públicos en esta temática. Quedó fuertemente expresada la necesaria preocupación que debe existir en las autoridades públicas alrededor del uso responsable de agroquímicos por sus efectos sobre el medio ambiente y la salud de las personas. Por otro lado también se manifestó la importancia que tiene el cinturón frutihortícola y cerealero en el partido, no sólo desde su producción sino también en el empleo y la generación de riqueza".

Asimismo indicó que "se evidenció que no resulta incompatible el cuidado del medio ambiente y de la salud de las personas con el desarrollo productivo. Las ciudades modernas han resuelto está falsa contradicción de una forma consensuada, responsable y de integración de intereses".

De esta forma Pérez Rojas fundamentó la serie de acciones a desarrollar con el objetivo de "plantear un análisis más profundo de la heterogeneidad de situaciones que existen en el sector durante el término de 150 días, para propiciar un trabajo conjunto entre todos los sectores que posibiliten una perspectiva integral".

Al mismo tiempo -aclaró- "establece ciertas restricciones especiales en el uso de agroquímicos, un cronograma de acciones que buscan responsabilizar a los productores y al municipio en el cuidado del medio ambiente y de la salud de las personas y la creación de un comité de seguimiento de las acciones aquí establecidas, con participación de todos los sectores involucrados".

Asimismo aseguró que "el municipio, en colaboración con instituciones públicas provinciales y nacionales, organismos científicos y técnicos, y otros grupos de interés está comprometido en elaborar un Plan de Desarrollo Rural Sostenible que permita constituirse en un caso líder en el orden nacional. Ese es nuestro desafío y nuestro compromiso para cuidar el medio ambiente, la salud de nuestros vecinos y el trabajo y desarrollo del sector productivo agrícola".

Vale recordar que los productores agropecuarios aceptaron la prórroga de la ordenanza, pero también resolvieron mantenerse en estado de asamblea permanente.

En tanto, desde algunos sectores ambientalistas y de vecinos autoconvocados, se manifestaron en contra de suspender la aplicación de la norma.

"Desde hace más de un lustro, organizaciones sociales, asambleas de vecinos autoconvocados y organizaciones no gubernamentales, promovemos en el distrito una franja sin fumigaciones periurbanas, tal como existen en otras localidades del país. Finalmente, logramos la Ordenanza Nº 18.740 que establece una distancia mínima de mil metros entre las viviendas y las aplicaciones de agrotóxicos. Ello generó un debate intenso entre productores, gobierno y asociaciones de la sociedad civil, que ha llevado a la realización de actividades públicas, marchas, petitorios y reuniones de diversa índole", señalaron.

Coment� la nota