Nuevo reparto: los consejos escolares y la pérdida de poder

Vidal anunció la transferencia del Servicio Alimentario Escolar a los municipios. Los consejeros y los gremios pusieron el grito en alto. Nace una nueva batalla

Creemos que es una medida autoritaria, anticonstitucional e ilegal. La Gober-nadora dudó de la tarea de todos los consejeros y subestimó nuestra función”, dijo a La Tecla, ofendida, la consejera escolar por Chivilcoy Alicia Galiotti.

Junto a sus pares del distrito alertaron aquello que se avecinaba cuando días previos hablaron en los medios locales para oponerse a la medida que la gobernadora María Eugenia Vidal anunció luego el pasado miércoles. La controversia en juego es, ni más ni menos, el traspaso de la administración del Servicio Alimentario Escolar (SAE) a manos de las municipalidades.

Vale seńalar que la atribución de los consejos escolares está establecida en el régimen que, de acuerdo al artículo 41 inciso C, establece que es tarea de los organismos “administrar los fondos asignados en concepto de asistencia alimentaria”. Con esto cabe preguntarse: żEl Ejecutivo se habrá detenido en este punto?

Ciertamente, la mandataria bonaerense desató un nuevo escenario de conflicto con el sector docente y educativo. Tendrá que saber combatir este nuevo frente de batalla que ya tiene no sólo al interior de los consejos opositores de la Provincia, sino también en los gremios docentes, los cuales salieron a respaldar a los colegas tras la anunciada medida.

“Tendrían que haberlos convocado”, estimó Mario Oporto en comunicación con La Tecla. El ex director general de Cultura y Educación en la Provincia durante el mandato de Daniel Scioli se mostró ambivalente respecto de la nueva medida, y prefirió evitar una postura ante el re-ciente anuncio, aunque, más allá de no compartir el espacio político, le pareció que la iniciativa puede significar un buen puntapié para mejorar el sistema alimentario en las escuelas.

En ese sentido explicó que “si aquellas intendencias que se comprometen en el asunto pueden optimizar el servicio, tal vez termine incluso facilitando el trabajo de los consejeros, ya que pueden seguir monitoreando los cupos, las necesidades de las escuelas y de los alumnos”.

En tanto, en el frente gremial ya flamean la bandera de guerra. “Lo de Vidal es un ensayo para municipalizar el servicio alimentario. Después van a terminar diciendo que hay que municipalizar la escuela pública”, fustigó Roberto Baradel. Para el secretario general de Suteba, los pasos a seguir tienen que ver con “armar una alianza con la comunidad, los docentes y los estudiantes, para pelear en serio contra el neoliberalismo”.

Sin embargo, la gestión del Ejecutivo provincial no se quedó atrás en las hostilidades y salió a defenderse a capa y espada. Fuentes del Ministerio de Desarrollo Social explicaron a La Tecla en las inconsistencias administrativas que relevaron en muchos distritos. “A los consejos le falta un sustento administrativo”, replicaron.

En las auditorías que el gobierno hizo junto a organismos académicos certificaron que en muchos casos los legajos de licitación del SAE estaban incompletos, y con pagos hechos sin facturas o que no cumplían los requisitos formales. Además cruzaron a Baradel, calificando a sus dichos de “falaces” respecto de los valores en las raciones del Servicio Alimentario.

“Dice que los precios que manejamos son insuficientes y los compara con la Ciudad de Buenos Aires, pero no entiende que los valores de la Ciudad son de 40 pesos porque es un servicio de catering con el que el Gobierno se maneja. Allí se paga sólo la comida, mientras que en la Provincia la elaboración de los alimentos la hacen los auxiliares que les paga Educación. Por eso, el valor que acá se maneja es de doce pesos”, afirmó.

En ese sentido juraron que “los municipios no van a poder contratar servicio de catering, de acuerdo a lo que establece este programa”.

Lo que cabe decir hasta acá es que, al fin de cuentas, los consejos escolares se verán reducidos en su poder de administración de recursos. Por lo pronto, los do-ce intendentes a los que llegará el nuevo programa se muestran contentos (ver recuadro aparte). Los consejeros escolares del Frente Renovador mantienen la cautela y prefieren evitar emitir una postura determinante.

“Tendremos que ver la evaluación post aplicación de la medida para constatar si es mejor o peor. No queremos obstaculizar con este tema, el bienestar común será lo que tendrá que priorizarse”, indicó a La Tecla César Birocho, consejero massista de La Plata.

Mientras tanto, para la presidenta de la comisión del SAE de Cambiemos de Mar del Plata, Sofía Badie, la medida llega “en buena hora”; y, con más dureza que lo planteado por Vidal en su discurso, afirmó que “si hay que intervenir, no hay que pensar en el po-der político, sino en lo que sea mejor para los alumnos”.

Agregó Badie: “Al fin de cuentas se ha intervenido en aquellos distritos en donde hubo muchas irregularidades, y me parece que está muy bien que así sea, porque el SAE es algo muy sensible, que debe mirarse, que debe observarse y que debe intervenirse cuando no está funcionando”.

La batalla recién empieza.

Coment� la nota