Neuquén quiere prohibir el uso de bolsas de arena en Vaca Muerta

Neuquén quiere prohibir el uso de bolsas de arena en Vaca Muerta

El incendio del basural de Añelo disparó la señal de alerta sobre la disposición final "Se comunica a las empresas de áreas hidrocarburíferas que este organismo está trabajando en una normativa cuyo objetivo será la eliminación del uso de big bags para la gestión de arenas necesarias para la estimulación hidráulica".

Así notificó el miércoles de la semana pasada la secretaría de Ambiente de la provincia de Neuquén a las operadoras de Vaca Muerta sobre el proyecto que afecta a un insumo clave de la actividad. Se trata de una norma que aún no tiene fecha definida, pero de igual manera generó polémica en el sector. 

Y es que de aprobarse el proyecto podría abaratar o encarecer los costos operativos de la actividad en la formación donde lo que se persigue es la eficiencia para ganar competitividad. Desde la subsecretaría de Ambientele bajaron el tono a la Circular 1: Utilizamos las circulares para marcar un horizonte a largo plazo. "La intención es minimizar el uso o bien asegurar el control de este residuo industrial que es de gran volumen en la industria, sabemos que eliminar el uso es algo difícil", le dijo a Energía On el subsecretario de Ambiente, Juan de Dios Lucchelli

El principal argumento de la autoridad de aplicación es que la puesta en vigencia de la norma ayudaría a reducir la afectación sobre la salud de los operarios, por el polvo de sílice en suspensión, y también la cantidad de residuos que genera el uso de bolsas que se disponen en basurales y que ya cuentan con un antecedente de incendio de grandes dimensiones. Si bien las fuentes del sector que consultó este medio comparten la mirada de la subsecretaría en lo que hace al cuidado ambiental y de la salud, plantearon diversos escenarios y alcances en caso de su aprobación y advirtieron que sobre el total de firmas vinculadas al negocio de la arena el cambio encuentra en mejor posición a tres compañía, una de las cuales tiene al hijo de un exgobernador de Neuquén como su director. 

Para la mayoría de las operadoras la medida no modificaría los costos de un insumo que representa cerca del 15% del valor total de un pozo. Para otros actores, a largo plazo el cambio podría llevar a una reducción en el precio de la tonelada de arena. Pero para la minoría la medida incrementaría los costos en los desarrollos pilotos y demandaría una inversión en instalaciones específicas incluso cuando todavía no se tiene una certeza de la productividad del área. Las operadoras señalaron que el sector de transporte sería el más afectado porque debería reemplazar las bolsas y trabajar con camiones tolvas. Y remarcaron que de prohibirse el uso de las bolsas se modificará la manera en la que se acopia el insumo. 

Actualmente la logística de última milla, en la que el insumo llega al pozo, se realiza en casi todas las empresas a granel, ya sea por camiones tolva hacia bateas que alimentan los equipos de fractura o bien por cajuelas cerradas o sand boxes que cumplen la misma función. Es en la fase previa en donde más se utilizan las bolsas, dado que las mismas llegan desde el puerto a los centros de acopio que poseen varias empresas de servicio en la zona de Añelo, donde se graneliza la arena para llevarla a cada locación. De momento sólo dos empresas de servicios, San Benito Energía Masur, trabajan en la zona de Añelo con almacenamiento a granel, una modalidad en la que también se suma YPF con el desarrollo de su propia planta de arenas. El resto de las firmas debería modificar la forma de recibir y acopiar la carga. 

Es por esto que algunas de las operadoras consultadas indicaron que cambiar esta logística de larga distancia podría implicar un costo adicional para los desarrollos pues el transporte regresaría a origen sin carga, y perjudicaría directamente a los transportistas que hoy poseen camiones comunes para el traslado de las big bags dado que deberían reconvertirlos en tolvas. 

Pero además también se advirtió que actualmente sólo tres empresas brindan, o están por brindar, el servicio de cajuelas de arena, que es el que mejor se alinea con los cambios planeados por la subsecretaría de Ambiente de Neuquén. Por un lado se encuentra Aesa, la subsidiaria de YPF que acaba de firmar un contrato para fabricar las Lumas Boxes en el país. La firma Flow también estaría a punto de comenzar a brindar un servicio de cajuelas aunque con la particularidad de tener capacidad mayor, para 20 toneladas de arena. 

En tanto que la compañía Brent es la tercera firma que ofrece esta tecnología y cuyo director, Mariano Augusto Sapag, es el hijo del exgobernador neuquino, Jorge Sapag. El miércoles 22 de mayo a las cuatro de la tarde una densa columna de humo negro cubrió buena parte del cielo de la pequeña localidad de Añelo , la ciudad que funciona como el corazón de Vaca Muerta. Las llamas alcanzaron varios metros de altura y el temor corrió por las calles de tierra de la zona. El incendio se dio dentro del predio del exbasural municipal y lo que ardió, según explicaron desde Bomberos, fueron cientos o miles de bolsas de arena, las big bags que ahora están bajo la lupa de Ambiente. 

El foco fue tal que debieron trabajar más de 15 personas para controlar el fuego, entre las dos dotaciones de la localidad, sumadas a la colaboración que brindó una autobomba con personal de YPF y maquinarias de otras empresas. El incendio abrió la polémica sobre la disposición final de este tipo de residuos que genera la industria petrolera y que hasta la fecha sólo cuenta con contadas experiencias de reciclaje, entre ellas las que elaboran carteras y otros artículos de vestir a partir del plástico de las bolsas. 

Coment� la nota