Denuncian la intención de perjudicar la gestión de Aguilar

Denuncian la intención de perjudicar la gestión de Aguilar
Desde el Sindicato de Empleados Legislativos del Chaco (SELCHA) expresaron su desacuerdo con la medida de fuerza que otra organización gremial lleva adelante en la Legislatura chaqueña.
Denunciaron intencionalidad política de perjudicar la gestión del presidente Aguilar y señalaron al ex-presidente Bergia como posible impulsor de la medida.

“Me llama la atención esta actitud tan fuerte, el presidente ha tenido toda la intención de dialogar, esta decisión es arbitraria por demás”, dijo Ana María Prat sobre el paro que pone en peligro la sesión de este miércoles en la que se pensaba tratar el proyecto de Ley Antiplus.

En declaraciones a Radio Facundo Quiroga, Prat denunció que “están presionando para que el presidente tome decisiones que después lo perjudiquen políticamente”, al referirse a la intransigencia de la dirigencia sindical que exige una aumento de sueldos sin que se consulte con el Poder Ejecutivo la posibilidad de incrementar las partidas presupuestarias, “en estas cosas hay que ser prudentes y el es una persona prudente”, dijo sobre la actitud del presidente Aguilar, “nosotros no podemos poner en riesgo la fuente de trabajo”, aseguró.

Consiente de la necesidad de una recomposición salarial, Prat confirmó que en la mesa de diálogo se estaban analizando otros puntos, entre los que mencionó: “No tenemos Estatuto, acá se viola la carrera administrativa en forma arbitraria constantemente”, destacando la buena voluntad del titular de la Legislatura de avanzar en un Estatuto del Empleado Legislativo que permita la profesionalización de la carrera, “no veo por qué ponerle palos en la rueda”.

La sombra de Bergia y el “gustavismo”

Ana María Prat, acompañada por Ana Miño, se mostraron sorprendidas por los obstáculos que algunos sectores le ponen a la actual gestión, recordando que al ex-presidente Juan José Bergia “se le permitió que ponga su equipo, que nombre directores”, atribuciones con las que contaron los distintos titulares de la Cámara.

Sin embargo, reconocieron que desde ese mismo sector, estarían “fogoneando” la actual medida de fuerza a la vez que se ofrecerían como mediadores de conflicto. En este grupo se encolumnarían el ex-presidente Bergia, reemplazado por Aguilar, y los diputados justicialistas que también se opusieron al proyecto del edificio legislativo, con el solo objetivo de hacer fracasar la gestión de Eduardo Aguilar al frente de la Legislatura chaqueña, todo en el marco de la interna justicialista, que a la hora de definir una posible sucesión, buscan deshacerse de los potenciales adversarios en la carrera por la Gobernación.

Coment� la nota