El abogado del clan Ale acusó a Susana Trimarco de lavado de dinero

El abogado del clan Ale acusó a Susana Trimarco de lavado de dinero

A través de un comentario en un medio local, el defensor de "La Chancha" y "El Mono" culpó al kirchnerismo por el nuevo proceso iniciado contra su cliente.

El abogado del clan Ale, Cergio Morfil, dejó un comentario en una nota del diario La Gaceta, en el que acusó a la titular de la Fundación María de los Ángeles, Susana Trimarco, de lavado de dinero por una suma de 29 millones de pesos.

"Si de lavado de dinero hablamos, la señora Trimarco debería justificar los varios (29 creo) millones de pesos del último año" escribió Morfil ante la noticia de que su cliente Ángel “El Mono” Ale y su hermano Rubén “La Chancha”, enfrentarán un nuevo proceso judicial, esta vez acusados de tráfico de estupefacientes.

El caso, en el que también están imputadas otras 16 personas, fue denunciado por la Unidad de Información Financiera ante el juez Federal N° 2 Fernando Poviña en 2013. Según la investigación del magistrado, los integrantes de esta supuesta asociación tendrían como principales objetivos la presunta producción y comercialización de estupefacientes, el cobro extorsivo de acreencias propias del grupo y de terceros a éste y la tenencia ilegítima de armas de fuego.

Es la primera vez que los hermanos Ale y varias personas de su entorno afrontan una acusación de estas características. Además, según la Justicia Federal, esta supuesta asociación mafiosa también estaría vinculada con el secuestro y desaparición de María de los Ángeles Verón, hecho que ocurrió en abril de 2002.

El letrado le pidió a Trimarco que presente una rendición documentada de cuentas de cómo utilizó el dinero que le giró el Estado nacional a la Fundación María de los Ángeles Verón (unos $ 23 millones).

"El gobierno de Néstor y Cristina (Kirchner), los mismos de ayer y hoy, son los que impulsaron este juicio para congraciarse con la Sra. Susana Trimarco. Por favor, los espero/amos en el juicio oral y público de este bleff (por "bluff", término del póker que quiere decir engaño o fanfarroneada) del kirchnerismo pero no dentro de mucho sino ya", agregó en los comentarios.

Morfil también apuntó contra el ex titular de la Unidad de Información Financiera (UIF), José Sbatella, que impulsó la investigación contra el "Clan Ale". Según la denuncia que realizó la UIF, “La Chancha” era el jefe de la organización y que entre 2002 y 2013, año en el que fue detenido, habrían realizado operaciones por unos $ 63 millones.

"Ansiosos esperamos el juicio oral. Respecto a Rubén, nada de nada lo vinculó jamás al juicio de Verón. Y referido a Ángel, ni mencionado estuvo en ese proceso y por nada referido a armas, drogas ni delito alguno. Este proceso fogoneado por Sbatella es eso, nada", agregó.

En un principio, los acusados lograron a través de un fallo que sólo se los acuse de lavado de activos. Sin embargo, en diciembre pasado, la Cámara Federal de Apelaciones dispuso que también se le imputara la figura de asociación ilícita. Ese paso procesal liberó a Poviña para que elevara la causa a juicio. Sin embargo, los acusados pueden apelar la solicitud realizada por el magistrado.

Además de los hermanos Ale, también fueron imputados María Jesús Rivero (ex esposa de “La Chancha), Roberto Dilascio (detenido en febrero pasado), Fabián Antonio González, Víctor Alberto Suárez (sospechado de ser el testaferro de Rubén Ale), Carlos “Ututo” Rolando Ocampos, César “Mono” Marcelo Manca, Enrique Chanampa, Ernesto Catulo y Hernán “Memo” Horacio Lazarte, entre otros, porque según se sospecha, tuvieron una activa intervención en las presuntas actividades delictivas del “Clan Ale”.

Coment� la nota