Zúñiga se anticipa y se pone el traje de candidato a intendente del PJ

Bariloche (ADN). El dirigente sindical y ex diputado nacional, Ovidio Zúñiga, tomó el envión dado por el líder de la UTHGRA Luis Barrionuevo y se puso el traje de candidato a intendente para el 2011 por el Partido Justicialista. Dijo que sabe lo que Bariloche necesita y tiene capacidad de gestión, al tiempo que pidió que Soria y Pichetto no se entrometan en las decisiones del partido a nivel local.
Abiertamente Zúñiga es el primer referente que se postula para la Intendencia de 2011 al indicar que puede ser capaz de gobernar esta ciudad y "producir ese cambio que Bariloche necesita".

"Tengo trayectoria importante con la conducción del gremio, creo tener capacidad de gestión y por sobre todas las cosas creo saber lo que necesita Bariloche" adelantó el sindicalista en diálogo con ADN, luego de colocar la piedra fundamental para construir la nueva sede sindical y tras haber recibido el envión de Barrionuevo.

Zúñiga actualmente es secretario gremial de la UTHGRA (uno de los gremios más grandes de Bariloche), fue legislador provincial y diputado nacional por el justicialismo y pesa sobre él un procesamiento por el supuesto fraude a la administración pública en la causa Arbos.

Luego de haber escuchado las declaraciones públicas de Barrionuevo promoviendo su candidatura coincidió con el líder sindical respecto de las posibilidades del peronismo para el 2011 y cuestionó a los máximos referentes provinciales del PJ por "cometer el error de haber atado al peronismo a un movimiento municipal y vecinal que no tenía ideología, tenía un líder con gran carisma y a partir de ahí quedó postergado el Justicialismo".

La queja de Zúñiga se debe a la última alianza que realizó el PJ en la ciudad con el partido vecinal SUR, de la cual sólo obtuvo una banca en el Concejo Municipal y por esto consideró que "el peronismo retrocedió mucho" luego de haber tenido intendencias, mayorías en el Concejo y legisladores propios.

Consultado por las fracturas del peronismo local, el dirigente afirmó que el problema es que "muchos de estos sectores siguen pendientes de lo que piensa Soria o Pichetto" y agregó que no reniega de la gestión de los líderes provinciales pero "no pueden pretender decidir quienes son los candidatos de Bariloche, tienen que respetar la idiosincrasia local porque sabemos lo que queremos".

Agregó que el mejor aporte que ambos dirigentes pueden hacerle a la ciudad es "no entrometerse en las cuestiones que nosotros tenemos que resolver en elecciones internas abiertas, esa es la mejor manera de respetar porque eso es pluralismo político y no pretender como tenemos algunos compañeros que son un poco las marionetas que ellos mueven en Bariloche para que vengan a resolver quien es el candidato".

Respecto a la gobernación, el sindicalista prefirió no orientarse para ninguno de los dos posibles candidatos justicialistas (Soria o Pichetto) y aclaró que los referentes deben entender que el peronismo de Bariloche "puede aportarles mucho en la medida que nos respeten las condiciones que nosotros tenemos que poner para Bariloche".

En cuanto a la Intendencia se quejó que los intendentes "creen que la gestión es para renovar el cargo en 4 años" y dijo que la Municipalidad debe convertirse en "gerenciadora de las políticas de desarrollo de Bariloche. Hay que entender que el turismo es el elemento más importante y que la tecnología de punta está acá pero desperdiciada".

"El diagnóstico lo conocemos todos, todos sabemos cuales son los problemas, el problema es la gestión", aseguró.(ADN)

Comentá la nota