Zúccaro espera a Kirchner con una opción para encabezar la lista.

Ante un grupo de militantes, ratificó que no será candidato testimonial. Pero admitió que su apellido podría ir al tope de las boletas. Su esposa y titular de la Umge es una alternativa posible.
La lista de candidatos a concejales que el intendente Humberto Zúccaro asegura tener armada en la cabeza desde hace más de un mes cambia de hora en hora. Es que una cosa son los nombres y la estrategia de campaña que el jefe comunal había armado por las suyas y otra bastante distinta la que se vería obligado a asumir por el peso de las circunstancias.

Decidido a no encabezar la lista testimonial que el PJ provincial busca imponer con fuerza, Zúccaro analiza otras alternativas que preserven su figura de lo que considera una aventura mal vista por la sociedad pero sin por eso irritar a los coroneles kirchneristas.

La respuesta que por estas horas más se analiza en las mesas de arena del palacio municipal es la misma que ensayan ya otros jefes comunales en trance similar: poner el apellido Zúccaro a la cabeza de la lista, pero a través de un familiar.

En este caso, la elegida sería la primera dama y titular de la Secretaría de Educación y Cultura, María del Carmen Rodríguez de Zúccaro, un nombre que bien podría resumirse en la boleta con un contundente "Carmen Zúccaro".

"Si quieren el apellido en la lista, lo van a tener", se animó a pronunciar el propio Zúccaro ante varias decenas de dirigentes, concejales y militantes. Fue el viernes por la noche, durante un acto en el que el intendente trasmitió las directivas para la organización del acto que encabezarán mañana en Pilar Néstor Kirchner y Daniel Scioli.

Unos días antes, un puñado de militantes se había reunido con Zúccaro para proponer la idea de la candidatura de Carmen Rodríguez.

Con ese gesto -al menos con la enunciación de intenciones- en el palacio municipal buscan aquietar las aguas que se agitaron cuando, hace una semana, en un acto de campaña, Zúccaro había llamado a "votar con el corazón en Pilar" luego de recomenzar que "arriba voten como quieran".

Ayer, El Diario se comunicó con Carmen Rodríguez para consultarla acerca de su eventual candidatura. La funcionaria evitó responder hasta el lunes, un día que podría ser clave.

Asuntos de familia

Durante la reunión del viernes, Zúccaro fue pródigo en gestos, varios de ellos teñidos de tono jocoso. Uno tuvo como protagonista a Agustín Castillo, hijo del presidente del Concejo Deliberante, Marcelo Castillo, y uno de los que sonaba como posible primer aspirante a concejal en la lista del oficialismo.

"Qué lindo te queda el traje de candidato", le dijo Zúccaro cuando lo descubrió en el fondo del salón.

La candidatura de Castillo estaba entre las primeras opciones del intendente, pese a que a algunos militantes históricos no les caería del todo bien el posicionamiento tan rápido de un recién llegado.

El concejal Miguel Saric no estuvo en la reunión del viernes, pero integra también la lista de los candidateables junto con su yerno, el ex presidente del Rotary de Pilar, Walter Roldán.

Ellos, junto al derquino Alberto Zapata, -el único anotado ya oficialmente en la carrera a la reelección- integran el menú de Zúccaro.

La opción de que la cabeza de la lista sea finalmente para su esposa Carmen no entraba entre las intenciones originales del intendente. Pero en las últimas horas dio varias muestras de que no descarta esa jugada.

De todos modos, no cabe esperar que la resolución sea rápida, aunque las presiones de Kirchner resulten fuertes. Es que todavía no aparece seguro ni siquiera que el ex presidente encabece la fórmula junto al gobernador Daniel Scioli. De hecho, una serie de mediciones recientes a las que tuvieron acceso en el gobierno local no alientan demasiado la postulación del patagónico. Es que una eventual fórmula entre Scioli y el jefe de Gabinete Sergio Massa le saca al menos cinco puntos de ventaja a la que podría encabezar el ex presidente.

Sin embargo, otra versión que había tomado fuerza en los últimos días comenzó a desinflarse: la que ubicaba al senador José Molina como eventual candidato a concejal en Pilar.

En la reunión del miércoles, el intendente agradeció públicamente el gesto del legislador, que se había manifestado dispuesto a ocupar el puesto de lucha que su conductor le asignase. Sin embargo, por estas horas sus acciones en la lista de senadores cotizan en alza, lo que podría valerle otros cuatro años en la Legislatura.

Sin cotillón peronista

Una visita que no tiene nada de testimonial

Mañana a las 18 llegarán al distrito el ex presidente Néstor Kirchner acompañado por el gobernador Daniel Scioli y otros funcionarios nacionales y provinciales. Será un acto que mezclará la campaña política con los hechos de gestión. Es que mientras se espera un discurso preelectoral por parte del ex mandatario y titular del PJ, no se descartan tampoco los anuncios de obras.

La visita se gestó en un momento particular: justo cuando trascendió que el intendente Humberto Zúccaro pensaba rechazar la idea de su candidatura testimonial y, para colmo, recomendó a sus seguidores "votar lo que quieran arriba" siempre y cuando en Pilar "voten con el corazón".

El gobierno municipal decidió organizar el acto en un local ubicado en las inmediaciones de la colectora de Panamericana y ruta 25.

Las directivas que Zúccaro dio hasta ahora a su gente fueron organizar un acto prolijo, sin cotillón partidario, con más banderas argentinas que bombos. De hecho, los centros de jubilados tendrán el lugar privilegiado dentro del salón, mientras que los militantes mirarán el acto desde la vereda.

Comentá la nota