Zelaya llamó al pueblo hondureño a la "insurrección" contra Micheletti

El depuesto mandatario aseguró en Guatemala que "el pueblo hondureño tiene derecho a la insurrección" para expulsar al presidente provisional. El sábado hay una nueva ronda de negociaciones
"No dejen las calles, que es el único espacio que no nos han quitado, el pueblo tiene derecho a la insurrección, la huelga, las tomas, la manifestación", dijo Zelaya en una rueda de prensa junto al presidente guatemalteco Álvaro Colom.

Enfatizó que "no me he rendido, ni me pienso rendir... estamos preparando mi retorno, no les diré la hora ni el día para no alertarles".

"Nadie debe obediencia a un gobierno usurpador, que toma el poder a través de las armas y el pueblo tiene derecho a la insurrección para oponerse a las medidas. La insurrección es un proceso legítimo que forma parte de los conceptos más elevados del sentido de la democracia", insistió.

En cuanto a la posibilidad de adelantar las elecciones en su país como una solución a la crisis dijo, "si quieren hacerlas mañana las pueden hacer... pero creo que han sido claros los presidentes en ese sentido que no van a reconocer ningún sistema político surgido del régimen de facto. Sería la prolongación del régimen de facto", explicó.

Las declaraciones llegan el mismo día que el presidente costarricense Oscar Arias convocó para el sábado a las comisiones de ambas partes para reanudar las charlas que buscan una solución a la crisis política.

Zelaya dijo que espera que los "golpistas depongan su actitud cínica y brutal", durante las reuniones, a las que confirmó, no acudirá en persona.

"Lo único que se puede negociar es el tiempo y la hora de salida de los golpistas", destacó.

A su llegada a Guatemala, el mandatario derrocado advirtió que este país debe mirarse "en el espejo de lo que está pasando en Honduras... (donde) los militares, a través de títeres civiles, interrumpieron el proceso democrático".

Antes de la capital guatemalteca, Zelaya estuvo en Estados Unidos, República Dominicana y Nicaragua, en busca de apoyos.

En San José, Arias, reconoció que el sábado verán "si podemos avanzar , tratar de continuar la agenda de la última cita". El viernes anterior ambas comisiones abandonaron la capital costarricense sin alcanzar acuerdos concretos.

Según el mandatario venezolano Hugo Chávez, Guatemala podría ser el siguiente país centroamericano en sufrir un golpe de Estado, provocando que las fuerzas armadas guatemaltecas desmintieran la intención de dar un golpe a Colom.

Zelaya fue depuesto el 28 de junio, cuando un grupo de militares ingresó a su casa, lo subió a un avión y lo dejó en Costa Rica. Desde entonces ha sostenido diversas reuniones con gobernantes de otros países para buscar respaldo para su restitución.

Comentá la nota