Vuelven a circular las líneas que pertenecían a Las Delicias

Desde esta madrugada, 59 ómnibus volvieron a prestar el servicio de transporte urbano de pasajeros que hasta la semana pasada brindó la empresa Las Delicias SA. Las unidades, provisoriamente a cargo de las dos firmas que dependen del Estado municipal, preservarán los recorridos y frecuencias que ya tenían las líneas 134, 135, 136, 137 (ahora a cargo de la Semtur), 138, 139 y 140/8 (operadas por la Mixta). El traspaso formal, junto al de todo el personal (que se concretó ayer), abre un nuevo capítulo en la historia del transporte rosarino, que debería cerrarse en no más de seis meses con un nuevo llamado a licitación.
Desde el Ente del Transporte de Rosario (ETR) se esforzaron para que quedara más que claro que los 59 colectivos circularán manteniendo los números correspondientes a las diferentes líneas.

También precisaron que recorrerán los mismos trayectos (mayoritariamente entre el centro y la zona sur) y que respetarán iguales intervalos.

"Lo único que cambiará para los pasajeros es el color de los coches, y sólo en algunos casos", graficó a La Capital la gerenta general del ETR, Mónica Alvarado.

La Mixta, que operará los recorridos con coches propios, dispondrá de 29 colectivos. La Semtur, por su parte, tendrá 30 entre unidades propias y otras que pertenecían a Las Delicias.

Por eso en algunos casos se mantendrá el característico color verde de las unidades.

Paralelamente, el secretario de Servicios Públicos del municipio, Gustavo Leone, explicó incluso que quince coches de Las Delicias ya fueron puestos a disposición de los nuevos operadores en un "gesto de buena voluntad" por parte de los socios de la firma ahora en retirada.

Formalmente, el traspaso de la prestación se cerrará con un acta acuerdo una vez que la Secretaría de Hacienda municipal fije el valor de referencia de cada coche (según su antigüedad y estado).

Esos montos, que para el funcionario implicarán en los hechos un alquiler, serán abonados por la Semtur y la Mixta.

A esas quince unidades se sumaron otras de reserva con las que, según explicó Leone, ya contaban las dos empresas por ser verano, cuando la demanda de usuarios del sistema disminuye.

Aunque por ahora todo se mantendrá exactamente como estaba hasta que Las Delicias entró en conflicto, hace una semana, Alvarado no descartó "estudiar algunas modificaciones en el área central" para evitar superposiciones en los trayectos.

Lo que viene. De todos modos, la funcionaria descartó que haya novedades por lo menos hasta febrero próximo.

Alvarado también recordó que de inmediato se comenzará a trabajar en la elaboración de los pliegos para, en un plazo de seis meses y previo visto bueno del Concejo Municipal (como establece la normativa), poder llamar a licitación para adjudicar las ex líneas de Las Delicias a un nuevo concesionario privado.

Comentá la nota