Viviendas sociales: veinte objeciones al oficialismo

Para el Frente Cívico "se debe llamar a todas las instituciones que conocen del tema, como la Cooperativa de Empleados Públicos, Cáritas, los colegios profesionales... si es que se quiere tener una política de Estado en la materia"
Cuando el proyecto para la urbanización de las tierras del Aeroclub presentado por el Concejal Carlos Andrada ya cuenta con aprobación por mayoría en primera lectura y a poco de la Audiencia Pública, el Frente Cívico presentó públicamente ayer un documento en el que señala veinte diferencias con esa iniciativa. El referente de esa fuerza, Alejandro Roganti, anticipó que el lunes próximo se lo entregarán en mano al presidente del Deliberante, Javier Suppo, aunque dejó entrever pocas expectativas para una concertación.

Para el dirigente juecista "el proyecto es del oficialismo, por más que sea Andrada el que lo llevó al Concejo".

"Si al problema habitacional lo quieren resolver siguiendo la lógica del mercado, es inviable", afirmó Roganti, para pasar luego a puntualizar sus diferencias:

El Frente Cívico cree que con participación activa del Estado a través de créditos blandos (con tasas como las del Fonavi Códoba o la ANSES, del orden del 12%) para los adjudicatarios, en cinco años se recuperaría el desembolso inicial y habría utilidades con las que se podría llegar al noveno año con 5.585 unidades habitacionales entregadas en toda la ciudad en lugar de las 1.496 previstas por el edil de Encuentro en Defensa del Proyecto Nacional en los terrenos ubicados a la vera de la ruta 9.

Para que ello sea posible, se deberían tomar lotes de 250 metros cuadrados y no de 350, "si es que en verdad estamos hablando de viviendas sociales".

Además, "el 100% de las tierras deberían destinarse a viviendas y suprimirse el 20% previsto por el oficialismo para áreas comerciales, servicios y residencias estudiantiles".

En otro punto, el escrito del FC rechaza la creación de cinco nuevos organismos (Banco de Tierras, Fondo de Inversión, Fondo de Reinversión Comunitaria, Unidad Coordinadora y Consejo Consultivo) y propone que solamente se encargue del tema el ya existente Instituto Municipal de la Vivienda (IMV).

Registro Unico

Está en contra también de la creación de un segundo Registro de Postulantes y pide un Registro Unico, actualizado por el IMV.

Roganti expresó además su negativa a la adjudicación por sorteo. En cambio, pidió un sistema de puntajes que priorice la carga familiar y la antigüedad en el Registro.

El Frente Cívico no quiere que se establezca un 30% de participación en las obras para cooperativas, "porque se presta al clientelismo político".

Prevé, además, un ingreso familiar para los adjudicatarios no inferior a 1.500 pesos y no superior a 7.500 pesos, cuando el proyecto que cuenta con media sanción establece 3 mil pesos de piso y 13.050 pesos de tope.

Plantea que el costo de los lotes no se debe establecer con criterio inmobiliario (a través del Consejo de Tasación de la Provincia) sino con criterio social. Y se opone a una tasa de financiación variable y sin plazos, para plantear una financiación a cinco años con tasa fija subsidiada y cuotas fijas.

En otro de los apartados del cuadro comparativo, el juecismo villamariense consideró que "es una barbaridad" otorgar un plazo de un año a partir de la posesión del lote para iniciar la construcción, algo que debería cambiarse por una "cláusula de inhibición" para que el lote sea utilizado con otra finalidad que no sea la vivienda única familiar.

Más adelante señala que "el proyecto oficial plantea entregar en cinco años 279.270 metros al sector privado, mientras que el del FC no adjudica tierras a ese sector.

Otros barrios

Así como la iniciativa de Andrada establece un Fondo de Inversión Comunitaria (obras para otros barrios) del orden del 20% del recupero a través de las cuotas, el documento del Frente Cívico "no prevé asignar recursos para obras en otros barrios".

Roganti luego hace una sumatoria de los porcentajes abolidos en su estudio y llega a un 62% más de recursos reutilizables en nuevas viviendas sociales en toda la ciudad. "Sin todos esos organismos, sin toda esa burocracia... llegamos a las 5.585 unidades habitacionales en nueve años, contra las 1.496 que quieren hacer ellos en las tierras del Aeroclub", aseguró.

Aunque para que eso sea posible, a su criterio "no se pueden pagar las tierras a un valor que es el de la especulación inmobiliaria".

A cambio propone "hasta la expropiación, si fuera necesario".

"Ellos siempre piensan en armar un negocio para los privados, pero lo que hay que hacer es llamar a todas las instituciones que conocen del tema, como la Cooperativa de Empleados Públicos, Cáritas, los Vecinos Autoconvocados, los colegios profesionales... si es que se quiere tener una política de Estado en la materia", concluyó el dirigente.

Ladrillos y ladrillazos

"Siempre piensan en armar un negocio para el sector privado. Así no se soluciona el problema de viviendas...

"Si al problema habitacional lo quieren resolver siguiendo la lógica del mercado, es inviable

"El proyecto es del oficialismo, por más que sea Andrada el que lo llevó al Concejo...

"Al primer intento lo hizo Bedano con el megacanje, al segundo lo hizo Accastello el año pasado... Este es el tercero...

"A la gente no hay que regalarle. A la gente hay que prestarle con condiciones como las del Fonavi Córdoba o la ANSES, con tasas razonables del 12 por ciento...

Comentá la nota