18 viviendas siguen usurpadas.

Caleta Olivia

En este momento hay 18 ocupaciones ilegales en el barrio Rotary –del plan 88 viviendas – que se han entregado a fines de diciembre. Son 18 casos por los cuales se han hecho las denuncias pertinentes ante la justicia y además se les ha comunicado a cada uno de ellos”, detalló Jorge García, director Zona Norte del IDUV (Instituto de Desarrollo Urbano y Vivienda).

El funcionario dio detalles de la situación y explicó las medidas que se tomaron para resolver el caso y poder entregar las viviendas a sus adjudicatarios.

Mientras tanto, desde el IDUV, se pidió tanto a las empresas de Servicios Públicos y Distri Gas, que no realicen conexiones de servicios a esas viviendas usurpadas. También se hizo lo propio con la empresa Canal 2 Caleta Video Cable, para que no se de conexión en esos domicilios.

Acciones

En cuanto al agrupo de personas que tomaron las viviendas sin terminar, García aclaró que “son distintos casos y situaciones. Hay personas nativas de acá y también algunos con pocos años de residencia. Muy pocos de ellos tiene carpetas en el instituto; en muchos casos porque no cumplen con los requisitos y en otros porque tiene escasos años de residencia”, aclaró el funcionario.

Por otra parte, lamentó que las usurpaciones demoren las obras que estaban en marcha aunque consideró que “ahora hay que esperar los tiempos judiciales. Esperamos que la Justicia concrete los desalojos, y por nuestra parte, los inhibiremos ( a los usurpadores) por diez años para hacer trámites e inscribirlas en el Instituto”, advirtió García.

Acerca de la posibilidad de que los ocupantes dejen las casas por motivación propia, indicó que se trabajaría con otros organismos del estado para ver como se los puede asistir.

“Se deberá coordinar con los centros asistenciales y posteriormente ver como se los re ubica. Cuando se producen los desalojos, se los informa con un tiempo de anticipación para que tengan a donde ir y se pueden re ubicar”, aclaró.

Los primeros casos de usurpación en ese sector de la ciudad se dio el 18 de diciembre de año pasado, y desde esa fecha se iniciaron actuaciones para resolver el problema que se genera tanto al instituto como a los adjudicatarios a quines corresponden las viviendas.

Finalmente García aseveró que hubo dialogo con algunas de las personas que ocuparon ilegalmente las casas, pero por el momento en estos 18 casos no se ha observado un cambio de actitud.

“La semana pasada caminamos por todo el barrio, charlamos con algunos de los usurpadores y les explicamos la situación legal; pero por el momento no tenemos respuesta, aunque esperamos que puedan entender que están cometiendo un delito”, concluyó.

Comentá la nota