Visto, oído y comentado en el H.C.Delirante

La culpa no la tienen ni Clarín ni La Nación, cero autocrítica. Fin de semana largo por decreto salió algo salado, pan y circo. Cheppi está pintado, en los paredones. El teléfono rojo está mudo.
Hay que parar con la histeria

En la ciudad cuando no hay a quién echarle la culpa de algo, se apela a una vieja fórmula son Clarín y La Nación haciendo campaña contra Mar del Plata, ¡¡¡son esos medios de comunicación que la emprenden contra la Perla del Atlántico !!! Hay veces que hay que estar a la altura de las circunstancias.

Una "gilada" tras otra

Dicen que es porque les pagan publicidad desde Punta del Este, lo cual no se sabe si es cierto. Lo que si es cierto es que el EMTUR dispuso de $ 11.000 (ONCE MIL PESOS) para promocionar la ciudad en las vacaciones de invierno. Con lo cual hay que deducir que Pablo Fernández Abdala es un titán. Los mismos diarios (Clarín y La Nación), difunden noticias favorables a la ciudad, su actividad y entre ambos venden más ejemplares que los dos matutinos locales. Que el árbol no nos tape el bosque.

Una fórmula prosaica

No es necesario que los prestigiosos diarios porteños, se la tomen con algún problema de la ciudad, para caer en la cuenta que no todo lo que reluce es oro en "La Feliz". Sus corresponsales en el balneario son profesionales y colegas respetados, por lo tanto es absolutamente infeliz apuntar los cañones en esa dirección. Es un ensayo "demodé".

Son un poco de oxígeno

Tanto Clarín como La Nación, por citar estos dos casos, como otras publicaciones de Capital Federal, acercan a lo marplatenses informaciones que nunca se conocerían, a través del multimedios de la cadena oficial de noticias. En los últimos años alineado en el eje Kirchner – Scioli, y Pulti por añadidura. Encima ahora le hicieron un traje a medida con la nueva ley de medios de comunicación audiovisuales.

Los asuetos no son gratuitos

Cada asueto municipal le cuesta los contribuyentes de Mar del Plata, alrededor de $ 500.000.- Son los feriados que están en el almanaque que tienen costo laboral, servicios que no se prestan, controles que no funcionan e inspecciones que no se hacen.

¿Debe ser en un día hábil?

El último 8 de noviembre fue domingo y coincidió con el Día del Municipal, graciosamente se trasladó al lunes subsiguiente, por decreto se transformó en un "finde" largo, como se estila decir ahora, pero ese resorte también fue utilizado en La Plata, Tandil, Necochea, Olavarría, Necochea y Bahía Blanca, y estimamos que en toda la provincia de Buenos Aires es como una práctica ya asumida.

Y parece que es legal

Y si es legal, hasta tanto tenga que compadecerse con una campaña de recupero de recaudación, con mensajes como equidad y la ciudad te da otra oportunidad. Pero cada asueto de estas características les cuesta a los contribuyentes cerca de 500.000 pesos por día. Y cabe preguntarse si en la actividad privada, se toman este tipo de medidas. Sólo para saber si realmente es aconsejable o no la misma, en una situación casi de emergencia económica. Tal vez sea más barato tener la Municipalidad cerrada y en ese caso habría que darle la derecha al decreto.

Cheppi ¿es Carlitos?

El ingeniero agrónomo llegó como un crédito del INTA, al terreno más árido del gobierno. Y le tocó bailar con la más fea. El profesional es un cuadro político con herramientas técnicas, dignas del cargo para manejar el conflicto con el campo, sostenían en las tiendas del FPV que venía de hocicar con la 125.

Sobraron las expectativas

La llegada de Cheppi, casi se tomó con alborozo en el oficialismo, pero luego fue más de lo mismo. El gran Néstor no deja espacios y el nuevo funcionario lo experimentó en carne propia, paso al ostracismo rápidamente. Pero es la metodología la que lo condenó. Le sacaron bolilla negra rápidamente "es muy flojito, muy bajo perfil, necesitamos otra cosa" dijo un miembro del gobierno que la sabe "lunga", en los alrededores de la Casa Rosada.

Pero no afloja ni abajo’el agua

Como hombre de la problemática del campo, sabe que no hay sequía que dure cien años, como los males. Y en declaraciones al diario La Capital, no escondió para nada sus intenciones de llegar a ser intendente de la ciudad. Es como si no le entraran las balas, habrá que tener en cuenta sus palabras y observar qué pasa con su candidatura, ya que el hombre se lanzó por el multimedios de información oficialista.

Su nombre en los paredones

Hay pintadas en los paredones más visibles de la ciudad, asociándolo con Amado Boudou, no se sabe quién las hizo, si son amigos o enemigos. Lo cierto es que la interna ya se está jugando, sin esperar como se resuelve el proyecto de ley de reforma política que ayer tuvo media sanción cómoda en la Cámara de Diputados. Dicen que al que madruga Dios lo ayuda.

¿Y el teléfono rojo?

Una línea que se instaló en la época de Russak, destinada a una comunicación inmediata con sus secretarios y lo que hoy también sería con los titulares de entes descentralizados. Si el sonido del teléfono rojo se escuchaba, era suficiente para que el subalterno pusiera todas las pilas en la atención.

Ahora hay quienes ni lo atienden

No porque haya caído en desuso ni porque las líneas estén mal, sino porque hay secretarios que se han quedado sin respuestas, para los más insólitos pedidos imposibles de cumplir, para la mayoría de los cuales hace falta plata. "El teléfono rojo ya no es el de antes" dijo un funcionario que conoce muy bien el sonido de todos los timbres que se aprietan.

Comentá la nota