La visita de los diplomáticos tuvo un balance positivo

Fueron días de muchísima adrenalina para el Gobernador y sus asistentes. Es que la presencia de 22 diplomáticos del viejo continente eran la oportunidad para mostrar a San Juan como un punto atractivo donde la inversión y el desarrollo son posibles.

Días muy particulares se han vivido en la provincia con la visita de los embajadores y representantes comerciales de la Comunidad Económica Europea.

Desde el gobierno de San Juan y en especial desde el gobernador Gioja se hizo la apuesta de mostrar a San Juan como una provincia atractiva donde se pueden hacer muchas cosas y la inversión puede ser posible.

Es que el mandatario sanjuanino se encargó como anfitrión de llevar a los visitantes por los puntos más emblemáticos de la provincia. A su vez en cada uno de los recorridos los instó a conocer la cultura y lo que los sanjuaninos somos. La visita de los europeos fue extensa y les permitió llevarse una visión general de lo que es la zona. El Gobernador los llevó por las industrias principales de la provincia y les hizo conocer cuáles son los proyectos más emblemáticos que apuntan al crecimiento y al San Juan del futuro.

Visitas a las bodegas, cenas y almuerzos con sectores de trascendencia económica, presentación del proyecto del túnel de baja altura por Agua Negra, recorrido por el departamento Iglesia como un lugar para el turismo, una parada en el dique Cuesta del Viento, un almuerzo en Jáchal, una visita por el molino del Alto -de García-, la recorrida por Talampaya en La Rioja y un almuerzo de gala en Ischigualasto, sirvieron para que los hombres y mujeres que visitaron la provincia se fueran extasiados y con la promesa de volver.

En los objetivos propuestos sólo dos cosas no se pudieron concretar: la visita a la mina de Gualcamayo y el recorrido por el dique Caracoles.

De todos modos la meta está cumplida y nuevamente el gobernador José Luis Gioja se mostró con una proyección internacional reconocida por los mismos funcionarios extranjeros en la recorrida por San Juan. También se consiguió estrechar lazos y desde ahora las posibilidades de negocios y vínculos están abiertas, sólo resta seguir trabajando.

Comentá la nota