La visita de Cristina Kirchner no despierta interés en Londres

La atención está centrada en la reunión del G-20; habrá un discurso por las Malvinas
LONDRES.- Con el tema de la soberanía de las islas Malvinas "aireado" ?desde el punto de vista británico, "archivado"? durante la cumbre de líderes progresistas en Viña del Mar este fin de semana y la llegada hoy del presidente norteamericano, Barack Obama, como preludio al arribo de otros 20 líderes del G-20, la inminente visita de la presidenta Cristina Kirchner parece no haber logrado despertar la imaginación de los medios británicos.

Ninguno se ha hecho eco aún de la decisión de la mandataria de dar un discurso pasado mañana frente a la embajada argentina, que será transmitido por cadena nacional en la Argentina, para conmemorar los 27 años de la Guerra de Malvinas.

Y esto por más que el evento puede terminar alterando la agenda general de la cumbre del G-20, la cual comenzará ese día a las 8 de la mañana en un predio situado en la zona portuaria de Londres, a más de media hora de viaje de la plaza donde se levanta la estatua del general San Martín donde la Presidenta colocará una ofrenda floral y refirmará en su discurso la voluntad argentina de recuperar pacíficamente las islas.

De existir acuerdo, el encuentro multilateral debería terminar a las 16 con una conferencia de prensa a la que asistirían la mayoría de los líderes. Pero de no haberlo la cumbre podría extenderse hasta las 23, lo cual obligaría a la Presidenta a abandonar el predio ?y con ello el liderazgo de la delegación argentina? para hacer su discurso.

Ayer, tres periódicos británicos mencionaron el apellido Kirchner.

El matutino conservador The Daily Telegraph, que durante el fin de semana aplaudió la firmeza de Gordon Brown al "decirle a la Argentina que el Reino Unido no rendirá a las Falklands (Malvinas)", lo hizo como parte de un artículo en el que se adelantaban las posiciones de cada uno de los 22 países que participarán del G-20.

"Buenos Aires está desesperado por obtener nuevas medidas que reformen el sistema financiero global, incluyendo la abolición de paraísos fiscales", señaló The Daily Telegraph. Y agregó: "Cristina Kirchner dijo hace un mes que el G-20 no puede ser otro lugar de mera charla sobre la crisis financiera, sino que debe diseñar, proponer y construir herramientas útiles para combatir la crisis. Kirchner quiere que la cumbre en Londres discuta si el dólar debe o no seguir siendo la divisa de reserva mundial".

En tanto, los periódicos The Times y The Independent se interesaron más en el marido de la Presidenta, Néstor Kirchner, que en la jefa del Estado.

The Times sostuvo que la esposa del primer ministro, Sarah Brown, se vio aliviada por la negativa de Kirchner a acompañar a la Presidenta, porque en el caso de haber asistido a Londres se habría convertido en el único hombre en la comitiva de cónyuges de jefes de gobierno y de Estado que ella deberá entretener mientras se desarrolle la cumbre.

Por su parte, el diario The Independent aseguró, erróneamente, que Néstor Kirchner formaría parte de la delegación argentina, especulando así también con que su condición de único varón entre los cónyuges "VIP" habría de complicar la ya difícil agenda protocolar de la primera dama británica.

La Presidenta arribará a Londres luego de la cumbre de países árabes y de América del Sur que se desarrolla en estas horas en Qatar.

Comentá la nota