¿Se viene la CGS?

Por Silvio Santamarina.

Puede que sea sólo una bravuconada de los "Gordos", o que efectivamente se trate de un plan B ante la anunciada ruptura de la central gremial. Lo concreto es que la sigla CGS ya circula por los pasillos del sindicalismo antimoyanista: Confederación General de Servicios.

Puede que sea sólo una bravuconada de los "Gordos", o que efectivamente se trate de un plan B ante la anunciada ruptura de la central gremial. Lo concreto es que la sigla CGS ya circula por los pasillos del sindicalismo antimoyanista: Confederación General de Servicios es el título tentativo que agruparía a los gremios de Comercio, Sanidad, Luz y Fuerza, e incluso al Gastronómico, si Luis Barrionuevo se asocia por enésima vez con sus pares obesos. ¿Y Moyano? El camionero se quedaría en la CGT, sigla que ahora sus detractores interpretan irónicamente como Confederación General del Transporte, para subrayar la soledad que acecha al líder sindical. Los soñadores de una central obrera alternativa ya no esperan entenderse con Moyano: "Con el Negro es la guerra total", reconocen, y dan pruebas. En las últimas horas, el camionero volvió a la carga con su plan de captar afiliados de otros gremios: copó el depósito de una famosa firma de electrodomésticos cuyos transportistas pertenecen al Sindicato de Comercio. Y se sabe que –según Moyano– todo lo que tenga ruedas le pertenece.

Comentá la nota