Viedma: Berardi explicó que "no vamos camino a prohibir los cabarets", pero sí poner nuevas exigencias para que "no se convierta en una oferta de sexo un lugar habilitado por la municipalidad"

Viedma.- (APP) El secretario de Gobierno, Darío Berardi, señaló que en el marco de la regulación de wiskerías y cabarets se exigirá ahora que "solamente exista el edificio relacionado con el comercio" y "no puede haber otra construcción vinculada con habitaciones, con dependencias familiares, con galpones, con nada que facilite o permita el ingreso por el costado, por la salida de emergencia o por donde fuera hacia lugares donde se pueda dar la circunstancia de la oferta de sexo".
Enfatizó que "nosotros no vamos camino a prohibir los cabarets y las wiskerías, vamos camino a hacer más efectiva la intención y la disposición de que no se convierta en una oferta de sexo un lugar habilitado por la municipalidad". Explicitó sobre la nueva regulación en diálogo con la agencia APP que no puede haber otras construcciones en el predio donde está la wiskería, ni siquiera viviendas de las alternadoras, y "las construcciones que hay, veremos su demolición, su tapiado, su anulación o que hagan un gallinero atrás o un criadero de palomas".

Indicó Berardi que "corregiremos las normas todas las veces que sea necesario para llegar a que se respete que en un local comercial no se puede dar este tipo de encuentros sexuales; después, si usted en su vida privada, en su casa, cada uno hace lo que quiere. Porque hay que ponerlo en claro, la prostitución en este país no está prohibido, lo que está prohibido es vivir de la prostitución".

Señaló que el año pasado se produjo un gran debate, quizá el más importante, con la ordenanza que regula el funcionamiento de los boliches "y hoy estamos mucho mejor, no estábamos prohibiendo que los jóvenes dejen de salir, sino que salgan, se diviertan, la pasen bien y vuelvan a dormir a su cada sanos; los empresarios han comprendido, el nivel de discusión ha aflojado, la cuestión de los menores se ha entendido, y aunque en estas cosas se tarda en madurar, vamos por el buen camino".

Indicó que "en ese marco se reguló el tema de wiskerías y cabarets, habiéndose en aquel momento definido que estos locales comerciales no pueden tener conexiones, puertas, con otras dependencias dentro del mismo predio, de manera tal de limitar la posibilidad de encuentros privados entre alternadoras y los clientes".

Informó que "ahora lo que estamos dando es dar una vuelta de tuerca más porque esa definición tomada en su momento fue insuficiente. Hemos visto en los medios de comunicación intervenciones de la justicia en función de denuncias sobre retención de personas, problemas con menores en estos lugares, entonces me parece que nosotros no vamos camino a prohibir los cabarets y las wiskerías, vamos camino a hacer más efectiva la intención y la disposición de que no se convierta en una oferta de sexo un lugar habilitado por la municipalidad".

Expresó seguidamente en diálogo con la agencia APP que "después en la vía pública o en su vida privada usted hará lo que le parezca; lo que estamos protegiendo es que solamente exista el edificio relacionado con el comercio, la wiskería o el cabaret, no puede haber otra construcción vinculada con habitaciones, con dependencias familiares, con galpones, con nada que facilite o permita el ingreso por el costado, por la salida de emergencia o por donde fuera hacia lugares donde se pueda dar la circunstancia de la oferta de sexo".

Estimó que por el debate que hay en el país por la trata de personas, habrá un acompañamiento del Concejo Deliberante a esta medida, "para ir reduciendo esta problemática", al igual que "nos han llamado las organizaciones vinculadas a esta problemática, tanto desde la organización de meretrices como también organizaciones vinculadas a derechos humanos, acompañando esta propuesta".

Especificó sobre la iniciativa que no puede haber otras construcciones en el predio donde está la wiskería, ni siquiera viviendas de las alternadoras, y "las construcciones que hay, veremos su demolición, su tapiado, su anulación o que hagan un gallinero atrás o un criadero de palomas".

Sobre el rigor que tendrá el municipio en este tema, informó que "todos los cabarets, salvo uno que está cerrado por decisión del propietario, están preventivamente clausurados hace varios días porque se vencieron los plazos fijados por la ordenanza y no están en regla, no han cumplido con las exigencias en materia de seguridad". (APP)

Comentá la nota