Vidal, Stanley, Salvai y Perechodnik, cara a cara con Francisco en el Vaticano

La Gobernadora integró la delegación argentina que dialogó en la residencia de Santa Marta con el Sumo Pontífice. Hermetismo y nada de fotos tras la reunión con Bergoglio. La agenda incluyó la despenalización del aborto, la situación social del país y la lucha contra las mafias y el narcotráfico.

La gobernadora María Eugenia Vidal y el resto de la comitiva argentina se reunió hoy en El Vaticano con el Papa Francisco, con un temario que quedó en el más cerrado silencio por parte de los protagonistas.

Del encuentro también participaron la ministra de Desarrollo Social de la Nación, Carolina Stanley; el jefe de Gabinete bonaerense, Federico Salvai y el secretario General de la Gobernación, Fabián Perechodnik, con una duración de casi una hora y media. 

En el transcurso del cónclave, que tuvo lugar en la residencia vatiacana de Santa Marta, transcurrió sin que se registraran fotos oficiales, de acuerdo con el protocolo vaticano para reuniones en la residencia papal.

Pese al hermetismo, se filtraron algunos detalles como que la delegación argentina llegó al Vaticano en una camioneta negra, marca Mercedes Benz, haciendo su ingreso por el acceso Sant'Uffizio.

Previo al encuentro con Bergoglio, fuentes de la Provincia adelantaron que los funcionarios informarían a Su Santidad sobre las acciones del Gobierno en lucha contra las mafias, el narcotráfico y prevención de adicciones.

Aunque, claro está, el tema de la situación social y económica de nuestro país y las derivaciones del debate por la despenalización del aborto no estuvieron ausentes.

No es un secreto que la relación de la Gobernadora con el Sumo Pontífice, tanto como las de Salvai y Stanley, son mejores que las que mantiene Francisco con Mauricio Macri, remontándose a épocas en las que trabajaban en el ministerio de Desarrollo Social y el Papa era arzobispo de la Ciudad de Buenos Aires.

Vidal, Stanley y Salvai se habían reunido con el Papa en febrero de 2017, aunque en esta ocasión el encuentro se da en un contexto especial, tras la suspensión del viaje de la Selección argentina y el recambio de autoridades en el Arzobispado de La Plata, con la elección de su amigo Víctor Fernández como reemplazo de Héctor Aguer, quien se acogió a la jubilación.

Coment� la nota