El vicegobernador advirtió que podrían intervenir el Legislativo

Contraataque: la situación en 25 de Mayo sigue siendo tensa. El intendente Bravo intentó una maniobra para evitar la paralización del Concejo Deliberante copado por la mayoría. Tiene el aval del vicegobernador Campo, quien hizo durísimas declaraciones contra los concejales opositores, que salieron a repudiarlo.
El vicegobernador Luis Campo usó ayer la Radio Municipal de 25 de Mayo para jugar fuerte en favor de su socio político, el intendente David Bravo, advirtiéndole a los concejales de la oposición que si el Estado provincial decide meterse en el escandaloso conflicto que sacude a esa ciudad será para intervenir el Poder Legislativo comunal, es decir el Concejo Deliberante.

Además, Campo -que desde el inicio de la gestión viene respaldando a Bravo en todas sus conductas y maniobras- atacó a los ediles, acusándolos de ignorantes y recomendándoles consultas siquiátricas.

La situación de tensión y violencia, con denuncias judiciales, sospechas de corrupción y escándalos institucionales, tiene como principal protagonista al intendente Bravo, quien además aprovechó para organizar esta ofensiva la semana siguiente a la elección, en la que el PJ de Carlos Verna triunfó con claridad en 25 de Mayo. El propio jefe comunal se consideró "el gran ganador" de esa compulsa electoral.

"Esto es asombroso", dijo la concejala por el Frente Para la Victoria Miriam Alvarez. Ella y los otros concejales de la oposición firmaron ayer un comunicado de prensa repudiando el maltrato que les dispensó el vicegobernador.

La oposición presentó un proyecto para que se haga una auditoría a las cuentas municipales, ante reiteradas sospechas por el desmanejo de fondos. Ante la negativa municipal con distancias, maniobras y dilaciones, los concejales dijeron que así no tenía sentido trabajar y anunciaron que no sesionarían más. Esa situación pone en riesgo la gestión de Bravo, ya que pasados 90 días de una circunstancia así se darían condiciones para la intervención.

Bravo jugó otra carta: convocó a una extraordinaria, jugando con el sensible tema de la gripe A. Propuso crear un Comité de Crisis para afrontar la enfermedad. Los concejales dicen que ese Comité no es necesario, porque ya existe una Junta de Defensa Civil. En realidad, Bravo quiere forzar una sesión. Por eso Campo salió ayer a jugar fuerte, otra vez, en defensa de su socio.

Lo hizo en un medio que se maneja como si fuera propiedad de Bravo y los suyos, aunque es del Estado municipal: el director de Radio Municipal, Miguel Villablanca, hizo una introducción como para que el vicegobernador se explayara en su ataque a los concejales de la oposición.

Después de la diatriba, en 25 de Mayo volvieron los alineamientos en distintos bandos. La concejala González contó: "Recibimos el apoyo de la mayoría de la gente, por vía de mensajes, visitas en los domicilios, que no se nos ocurriera renunciar ante este atropello, e incluso recibimos llamados de distintos bloques opositores a este planteo del vicegobernador, pidieron la grabación porque consideraban que hay que pedirle explicaciones".

"Fue muy grotesca la situación a raíz de este conflicto que se suscitó cuando escuchamos al vicegobernador, que en algunos casos nos manda al siquiatra, al Borda, o nos trata de estúpidos, nos unimos para ver los pasos a seguir", completó González.

La referente del Frente Para la Victoria insistió en que en la Cámara de Diputados hay legisladores que remarcan que "el vicegobernador no puede dirigirse así a ningún sector y menos inmiscuirse en una problemática de 25 de Mayo".

"Dijo que pensaban en intervenir el Concejo porque no cumplíamos con nuestros deberes, diciendo que debíamos sesionar porque no habíamos querido tratar el tema. Nos dijo locos, tarados, ignorantes, que no pensábamos en la población y que nos reíamos de esta situación; que ni pensáramos en intervenir el Ejecutivo, sino el Concejo Deliberante. Estamos llenos de bronca", completó.

Comentá la nota