Vialidad anuncia consolidación de las redes camineras en la provincia

Pavimento, mejoramiento de calzada en caminos de tierra, construcción de puente y conformación de redes camineras estratégicas forman parte de la ejecución de trabajos con financiamiento diverso, para toda la provincia.
"Apostamos a la consolidación de las redes camineras, que permitan a los correntinos comunicarse con todos los rincones de la provincia. La intención es fortalecer la infraestructura para que productores y quienes viajen por la provincia lo puedan hacer por rutas en buen estado", afirmó el jefe técnico de la Dirección Provincial de Vialidad (DPV), ingeniero Daniel Romero.

"Nuestro trabajo se sustenta en ejes de acción que comprenden el fortalecimiento institucional, la capacitación del personal y la planificación de obras que forman parte de un plan estratégico de desarrollo con vistas a futuro", explicó.

Informó que se invirtió en recuperación del parque vial, con la adquisición de maquinaria nueva, y por supuesto el arreglo de aquellas que encontramos en mal estado.

Respecto de las obras comunicó que hay planes por 130 millones de pesos y eso es posible gracias a diversas fuentes de financiamiento que van desde el Fondo Vial Federal que forma parte de los giros automáticos que realiza la Nación, Fondo de Desarrollo Rural, Programa Social Agropecuario y Aportes del Tesoro Nacional.

Destacó que están ejecutando con éxito los programa de malla caminera denominados CREMA I y II y que está avanzado el proyecto de la Malla CREMA III, que es el sistema de Contrato de Reparación y Mantenimiento que prevé trabajos por parte de la empresa adjudicataria o consorcio un trabajo de mantenimiento por 5 años de la obra adjudicada.

"Con este sistema logramos mejorar caminos de todo el corredor sur de la provincia que une las ciudades de Esquina en la costa del Paraná y por Curuzú Cuatía se llega hasta Paso de Los Libres en el costado que baña el Río Uruguay", agregó y señaló que con la repavimentación de la Ruta 126 en su tramo que va desde la Ruta Nacional 12 a la Ruta Provincial 23, lo que permitirá llegar a la Ruta 14 para lo que se prevé la inversión de las sumas pertinentes para la obra.

Explicó que el dinero para el financiamiento de estos programas proviene en un 75 por ciento de fuentes externas, como el Banco Mundial y el 25 por ciento de fondos provinciales. Este financiamiento es a cinco años, explicó el funcionario.

"La planificación de los trabajos que hacemos desde la Dirección de Vialidad nos permitieron, reconstruir la red provincial de 12.660 kilómetros y se incrementó un 10 % la red pavimentada de camino y se repavimentó el 35 por ciento de los caminos ya pavimentados. Detalló más adelante que el Programa de Caminos Provinciales permitirá la recuperación y el mantenimiento del 55 por ciento de las rutas pavimentadas.

Señaló también que se desarrollan trabajos de relevamiento de uso de los caminos para generar una sistematización estadística , "Que nos permitirá proyectar y programar mejor nuestros trabajos de mantenimiento", que contiene conteos de paso de vehículos a través de sistemas manuales y automáticos con incorporación de tecnología.

"Saber cuántos y qué tipo de vehículos circulan por nuestras rutas nos posibilitará diseñar obras que garanticen la durabilidad de nuestros caminos", detalló Romero.

Tampoco nos olvidamos de la familia que integra Vialidad Provincial, hemos refaccionado nuestra cede central, y las delegaciones regionales del interior con mejoras edilicias, y promovimos el fortalecimiento institucional con la capacitación de los empleados lo que redunda en más eficiencia a la hora de ejecutar los trabajos.

Mejoras sustanciales en las rutas pavimentadas y de tierra

Daniel Romero explicó que, al asumir la actual gestión, se concretó un relevamiento del estado de los caminos y se descubrió que el 56 por ciento de las rutas pavimentadas del sistema provincial estaban en deficiente estado; el 19 tenía un estado regular y en buena situación había una cuarta parte de ellos.

Destacó asimismo que en la red vial no pavimentada había un 84 por ciento de caminos de tierra, los de ripio eran del 10 por ciento y con suelo seleccionado sólo un escaso 6 por ciento.

Esto, de acuerdo a la información brindada por Romero, significaba que había 196 kilómetros de rutas pavimentadas en buena situación, en estado regular 150 y 429 kilómetros de la red en deficiente estado, con todo lo que ello implica.

Agregó que por el lado de la red vial no pavimentada había 10.025 kilómetros de caminos de tierra, 695 km con suelo seleccionado y enripiados 1.167 kilómetros.

Explicó que esa era la situación a diciembre de 2005, en tanto que luego de tres años de gestión, el mismo relevamiento de caminos arrojó como resultado que el 72 por ciento de la red pavimentada se encontraba en situación buena; en regular sólo 19% y en deficiente estado quedan 19 por ciento.

Esto significa, según confirmó Romero, que hay 557 kilómetros de pavimento en buen estado; 71 kilómetros en estado regular y 147 en deficiente situación que necesitan reparación.

Respecto de las mejoras en la red no pavimentada informó que a julio de 2009, la cantidad de caminos de tierra se redujo al 65%, el de ripio aumento al 16 por ciento y el de suelo seleccionado a 19 por ciento, con lo que se confirma que hay 7.693 kilómetros de caminos de tierra, 2.231 de suelo seleccionado y 1.961 de calzada con ripio. Señaló que eso fue posible gracias al trabajo planificado que desarrolla la repartición.

Comentá la nota