El vergonzoso historial del grupo Taselli

El historial escandaloso del grupo empresario Taselli no se limita a las fronteras provinciales. Es conocido en todo el país por una serie de negocios que terminaron conflictivamente.
El caso más notorio fue la tragedia del yacimiento carbonífero de Río Turbio, en Santa Cruz, donde 14 mineros murieron tras un incendio, generado en parte, por años de desinversión mientras Sergio Taselli estaba a cargo de la operación del emprendimiento.

Yacimientos Carboníferos Río Turbio también fue la primera empresa privatizada a la que el Estado le quita la concesión, a raíz de una serie de incumplimientos y de un supuesto "vaciamiento" de la empresa, operado entre 1994 y 2002.

Por entonces, el ex presidente Néstor Kirchner se plegó al discurso que desde hacía años enarbolaba el sindicalismo del lugar, al endilgarle a Sergio Taselli la responsabilidad por lo ocurrido con la empresa durante la concesión.

La delegación de ATE de la ciudad santacruceña también atribuía las causas del accidente al "vaciamiento" que habría provocado Taselli entre 1994 y 2002. Y hasta el municipio llegó a sostener en un aviso institucional que "la lógica de los empresarios fue la usura, la destrucción de la infraestructura, el desmantelamiento".

Mientras en Catamarca seguían las críticas por la calidad del servicio energético, Taselli enfrentaba también serios cuestionamientos en el manejo de la empresa Trenes Metropolitanos, que tenía a su cargo la operación de los ramales Roca, San Martín y Belgrano Sur. La firma era conducida por Osvaldo Iglesias, quien en la provincia está imputado por una supuesta maniobra fraudulenta que endeudó a EDECAT por 30 millones de dólares.

En mayo del año pasado, y después de la reacción de los usuarios por la mala calidad del servicio ferroviario del Roca, que terminó con serios destrozos de la estación de Constitución, en Buenos Aires, el Gobierno nacional dispuso quitar al polémico empresario la concesión del ferrocarril Roca y del Belgrano Sur, los dos ramales que mantenía, debido a que, unos años antes, ya se le había quitado la operación de la línea San Martín.

El controvertido empresario suma cuestionamientos también en Jujuy por el manejo de la empresa forestal siderúrgica, Altos Hornos Zapla, una empresa en crisis que comenzó a operar en 1998. A pocos años de iniciar la operación, legisladores provinciales impulsaban la anulación de la concesión. Y los trabajadores reclamaban por la falta de inversión en la planta y el temor a terminar como los mineros de Río Turbio.

Comentá la nota