Las ventas en los súper crecieron 3,3% en julio, según el Indec

Las ventas en los súper crecieron 3,3% en julio, según el Indec
El Indec informó que ese fue el crecimiento real respecto del nivel de junio en valores desestacionalizados. En comparación con un año antes, acusaron un incremento de 13,6 por ciento.
La facturación del conjunto de las cadenas de supermercados a precios corrientes con estacionalidad sumaron $4.266,5 millones, lo cual representó una suba de 20,3% respecto al mismo mes del año anterior y un aumento de 9,2% frente a junio de 2009.

La variación interanual de las ventas de los primeros siete meses del 2009 fue de 18,7%, en valores nominales. Descontado el efecto de la inflación, que a los precios que el Indec midió para el cálculo del IPC para una canasta similar de productos fue de inferior a 5%, surge un crecimiento real superior a 12 por ciento interanual.

La encuesta de supermercados releva información de 69 empresas distribuidas en todo el territorio nacional, de establecimientos que cuentan por lo menos con alguna boca de expendio cuya superficie de ventas supera los 300 metros cuadrados.

Notable segmentación del mercado de consumo

Las regiones que mostraron los mayores aumentos nominales en los primeros siete meses del año fueron las de Entre Ríos, Tucumán y las provincias del sur del país, mientras que las más rezagadas correspondieron a los grandes aglomerados de Córdoba, Santa Fe y Mendoza.

Mientras que las de la provincia de Buenos Aires, donde se relevó a 24 partidos, que comprende Almirante Brown, Avellaneda, Berazategui, Esteban Echeverría, Ezeiza, Florencio Varela, General San Martín, Hurlingham, Ituzaingó, José C. Paz, La Matanza, Lanús, Lomas de Zamora, Malvinas Argentinas, Merlo, Moreno, Morón, Quilmes, San Fernando, San Isidro, San Miguel, Tigre, Tres de Febrero y Vicente López, se comportaron como el promedio general.

Contraste con el turismo extranjero

Los datos de ventas de supermercados, que están directamente vinculados con la performance del consumo de los residentes, contrastaron con la caída de 15,2% que en julio sufrieron el conjunto de los centros de compras en comparación con junio, y de 2,9% frente a un año atrás.

Ese fenómeno se vincula con el doble efecto que sobre el movimiento turístico, principalmente del resto del mundo provocó primero la crisis financiera internacional, y luego el efecto de la gripe porcina.

De todas formas, de acuerdo por lo informado por el Administrador Federal de Igresos Públicos se prevé que en esta franja del mercado se espera una tonificación de las transacciones en el último trimestre.

Comentá la nota