Vecinos de La Sirena reclaman por atenuadores de velocidad

Quieren que se instalen en dos sectores del barrio debido a la elevada cantidad de accidentes que involucran tanto a peatones como a automovilistas.

Se trata de la calle Lanín entre Saavedra e Ignacio Rivas y Francisco Armas a la altura de Anaya y Eva Perón.

Temerosos de que la suerte abandone algún día el destino de los vecinos que circulan diariamente por el barrio, el presidente de la comisión de La Sirena, Nelson Correa, hizo público ayer el malestar que sufren los habitantes del lugar cada vez que deben cruzar o transitar por la calle Lanín o Francisco Armas, entre Anaya y Eva Perón. Ambos sectores representan un peligro para peatones y automovilistas. La ausencia de atenuadores de velocidad o semáforos en esas zonas implica un serio riesgo para los pobladores, quienes en reiteradas oportunidades han acercado su preocupación hasta la vecinal en búsqueda de una solución.

La calle Lanín, en el trayecto de aproximadamente 10 cuadras que se extiende desde Saavedra hasta Ignacio Rivas, ya puso en aprieto la vida de varias personas.

"Todavía no tuvimos que lamentar víctimas fatales, y no queremos que esto ocurra, por eso la insistencia con este tema", expresó Correa. Y agregó: "El año pasado recibí infinidad de notas de la gente, que incluso juntó firmas para colocar atenuadores que impidan la circulación a alta velocidad, pero aunque me aseguraron que ya estaba la orden hace dos meses, aun no tuvimos una respuesta concreta".

El otro tramo conflictivo en este sentido es la calle Francisco Armas, entre Anaya y Eva Perón, allí donde desemboca la Escuela Nº 16. "He recibido amenazas por parte de vecinos que con toda la preocupación del mundo me dicen que si llega a pasarles algo a sus hijos porque faltó un semáforo me van a matar", expresó Correa. "Es lógico que estén asustados porque no es la primera vez que ocurre un accidente. Por eso le pido al Municipio que nos dé una mano con esto, porque trabajamos a pulmón y son cosas que realmente necesitamos para mejorar la calidad de vida y la seguridad de todos", manifestó.

El presidente de la vecinal reconoció también el compromiso asumido por algunos funcionarios del gobierno comunal, "quienes de a poco, con los escasos recursos que tienen van solucionando los problemas que se presentan". En este sentido, destacó la labor del subsecretario de Desarrollo Social Horacio Baldo, quien comentó "está colaborando con el arreglo del salón comunitario y la reposición de juegos en la plazoleta de Luis Beltrán".

Poda de eucaliptos

El abundante ramaje que presentan los eucaliptos de un sector de la calle Luis Beltrán y Francisco Armas es otra de las reiteradas quejas que hace llegar la gente a vecinal.

Hace poco tiempo, las fuertes ráfagas de viento arrancaron una rama de gran peso, hecho que pudo haber terminado en una tragedia. Afortunadamente esto no sucedió. Pero motivó el envío de una nota al municipio hace un mes, a fin de evitar futuros accidentes.

Comentá la nota