Vecinos de Rosario denuncian que una obra podría inundarlos

La Dirección de Hidráulica de la provincia de Santa Fe y la Municipalidad de Rosario realizan una estructura hidráulica que los habitantes del barrio aseguran que los hará desaparecer bajo el agua.
Los vecinos de un barrio del noroeste de Rosario, Empalme Graneros, denunciaron que las obras de ensanchamiento de los canales Salvat e Ibarlucea inundarán sus calles cuando el caudal de ambos aumenten el nivel del arroyo Ludueña y desborde su entubamiento. Este grupo de personas hoy fueron a Tribunales para presentar un recurso de amparo que suspenda las tareas que realiza la Dirección de Hidráulica de la provincia de Santa Fe y la Municipalidad de esa localidad.

El arroyo Ludueña cruza la ciudad a través de un entubamiento subterráneo. Según lso denunciantes, un informe de la Universidad Nacional de Rosario estableció que un mayor caudal de agua haría eclosión en los primeros tramos de la embocadura del arroyo, precisamente donde se encuentra el barrio Empalme Graneros.

"En el mes de abril alegremente llamaron a licitación para canalizar el Ibarlucea y el Salvat, que son afluentes del Ludueña. Más caudal, más cantidad de agua, y así baja la seguridad en nuestra zona. O sea que indefectiblemente ante una lluvia considerable nos vamos a inundar", explicó el ex concejal y vecino del barrio, Osvaldo Ortolani en diálogo con Radio Dos de Santa Fe.

Comentá la nota