Vecinos realizaron un diagnóstico sobre los problemas pluviales del barrio Jardín

Vecinos realizaron un diagnóstico sobre los problemas pluviales del barrio Jardín

De acuerdo con el plano elaborado por un ingeniero, el sentido de escurrimiento del agua es uno de los inconvenientes a resolver. Además, aseguran que falta conectividad con desagües más grandes, algo que podría solucionarse con obras que están en ejecución.

Son varias las dificultades que causan las fuertes lluvias  en la ciudad a partir de la acumulación de agua y el escaso escurrimiento en ciertos sectores. Si bien la problemática afecta tanto al centro como a la mayoría de los barrios, lo cierto es que las complicaciones son mayores en ciertas áreas específicas. Entre ellas puede mencionarse al barrio Jardín y otros cercanos como el Molina Punta, donde son habituales los reclamos vecinales por cuestiones pluviales. 

Un ingeniero hidráulico, vecino del barrio Jardín, analizó la situación de los desagües tras las precipitaciones y, a partir de ello, elaboró un diagnóstico que establece que el agua escurre, en algunos casos, en sentido contrario. 

De esta manera, el profesional Horacio Gallardo asegura que parte del agua caída durante la lluvia corre con relativa normalidad hacia el río, pero una parte lo hace hacia la avenida Libertad, generando constantes complicaciones en el acceso. 

Justamente en esa zona, más precisamente frente al campus universitario, la Comuna detectó un problema de pendiente y evalúa ejecutar obras para corregirlo en el transcurso del año que viene. Se trata de una alcantarilla cuya base está muy alta, por lo que deberán profundizar el fondo. 

Por otra parte, el plano diseñado por el vecino asegura que la red pluvial de esa zona de la ciudad no se encuentra conectada a la que pasa por la avenida Río Chico y tampoco con la del aeropuerto Piragine Niveyro. Por lo tanto, se espera que esta situación pueda mejorarse en el corto plazo, a partir de obras hídricas que está realizando la Provincia, sobre todo con la construcción del túnel Liner que beneficiará a habitantes de esa parte de la ciudad. 

Siendo una de las zonas más castigadas ante cada lluvia, los vecinos se encuentran desde hace un tiempo gestionando trabajos y mejoras para evitar nuevas inundaciones. En las últimas semanas, se reunieron con algunos funcionarios y volvieron a pedir la reposición de caños rotos, además de zanjeo y otras cuestiones relacionadas. 

Según señalaron, el plano con el diagnóstico hecho por el ingeniero será adjuntado a la documentación que se presente al Municipio para continuar con el pedido.

Mientras tanto, la Comuna ya comenzó a ejecutar algunas de las acciones reclamadas por los vecinos de ese sector capitalino. De acuerdo con lo expresado por los vecinos, tuvo buenos resultados el zanjeo de algunos tramos que incluye a las calles Las Amapolas, Los Malvones, Las Pasionarias y Los Alelíes.

Aunque en varios casos resta completar el trabajo en ambos lados de la arteria, lo cierto es que las últimas lluvias no causaron mayores inconvenientes en esa zona, aunque vale aclarar que fueron pocos los milímetros caídos esta última ocasión en comparación con con otros temporales.

Coment� la nota