Vecinos y comerciantes de Lanús marcharon por seguridad

La Plaza Belgrano de Lanús fue escenario de la movilización por "más seguridad" que se llevó a cabo ayer por la tarde. Durante la protesta, los presentes firmaron un petitorio para presentar ante las autoridades de la Secretaría de Seguridad de la Provincia de Buenos Aires.
Además, debatieron sobre la iniciativa de "bajar la Ley de imputabilidad". Muchos expusieron su experiencia ante hechos delictivos.

Un centenar de vecinos y comerciantes de Lanús, se manifestaron ayer en la Plaza Belgrano, frente a la estación de trenes del distrito, para exigir "más seguridad". En ese sentido, firmaron un petitorio para presentar ante las autoridades de la Secretaría de Seguridad de la Provincia de Buenos Aires.

"Es importante que los vecinos pierdan el miedo a salir a las calles y reclamar por seguridad. No estamos reunidos porque ocurrió una tragedia en particular en el distrito, sino porque los vecinos no queremos seguir viviendo con miedo a ser asaltados o a sufrir una desgracia. Tenemos derecho a vivir seguros, es por eso que le pedimos a las autoridades que tomen cartas en el asunto", señaló el organizador del movimiento vecinal que convocó la marcha, Alberto Marangello. Y manifestó: "Lo importante es que no nos quedemos de brazos cruzados y que el reclamo vaya más allá y presentaremos un petitorio ante las autoridades de la Secretaría de Seguridad de la Provincia".

Además, debatieron sobre la iniciativa de "bajar la Ley de imputabilidad".

Entre los concurrentes estuvo Juan Carlos Blumberg, padre de Axel, secuestrado el 17 de marzo del 2004 y luego asesinado.

"Me genera mucha satisfacción que la gente de Lanús se haya reunido en una plaza para querer vivir en paz y con tranquilidad. Los dirigentes tienen que escuchar este tipo de manifestaciones, porque indican que los vecinos tienen ganas de que las cosas cambien y vivir mejor", sostuvo Blumberg. Y agregó: "Uno de los temas que tenemos que debatir es el de la Ley de imputabilidad, el proyecto que se está analizando es una vergüenza porque lo único que logrará es que nada cambie y que los menores que cometen ilícitos sigan estando en la calle, como si nada hubiese sucedido".

Por otro lado, el concejal del ARI, Mariano Amore también participó del encuentro vecinal y brindó su opinión sobre la temática: "Siempre hay cosas que hacer en pos de la seguridad y nos parece interesante acompañar este tipo de reclamos, sobre todo escuchar a los vecinos".

En ese sentido, los comerciantes también contaron sus experiencias.

"Me robaron varias veces, hice la denuncia, pero nada cambió. Espero que haya más policía patrullando las calles y que la gente pueda sentirse realmente cuidada. El centro de Lanús y las inmediaciones a la estación son un desastre, hay robos permanentemente. La policía sabe quienes son, pero ya no los detienen porque entran por una puerta y salen por la otra", remarcó Luis Fernández, dueño de un local de la zona.

Comentá la nota