El Vaticano desmintió que estudie que los hijos de curas lleven sus apellidos

El Vaticano desmintió que esté estudiando medidas para que los hijos de los sacerdotes puedan llevar el apellido del padre y heredar sus bienes personales y consideró las informaciones al respecto "sin fundamento".
Así lo manifestó el portavoz de la Santa Sede, el jesuita Federido Lombardi, saliendo al paso de las informaciones publicadas en ese sentido ayer por el diario italiano "La Stampa".

"A las preguntas que me han hecho sobre ese artículo, en el que se afirma que 'por impulso de la Congregación para el Clero se han celebrado algunas reuniones para estudiar el tema de los hijos de sacerdotes y que han sido escuchados los pareceres de algunas personas', respondo que esas informaciones no tienen fundamento", dijo Lombardi en un escueto comunicado.

"La Stampa" informó de que la Santa Sede estudia medidas para los cada vez más numerosos casos de sacerdotes que viven en concubinato y tienen hijos y que entre las soluciones que baraja se encuentra la de garantizar a los hijos el apellido del padre y que puedan heredar sus bienes personales.

Según el matutino turinés, las pasadas semanas, impulsadas por la Congregación para el Clero, que preside el cardenal brasileño Claudio Hummes, se celebraron varias reuniones para tratar este problema, que afecta, según el diario, especialmente a América Latina y a países europeos como Austria.

Siempre según ese diario, la Santa Sede "teme" que los reconocimientos de paternidad con las pruebas de ADN supongan "una avalancha" de procedimientos judiciales, que desemboquen en causas millonarias.

De ahí que "estudie" -escribió ayer el diario- medidas para garantizar los derechos sociales a la mujer y a los hijos, "con una especie de contrato civil que permitiría a los hijos llevar el apellido del sacerdote-papá y heredar sólo sus bienes personales".

Comentá la nota