Vargas ratificó que asumirá como diputado.

El vicegobernador y candidato a diputado nacional por el Frente por la Integración, Mario Vargas, salió al cruce de las acusaciones de los candidatos de otros partidos o fuerzas electorales, y remarcó que más allá de las críticas o agresiones «iré a Buenos Aires a cumplir otra función que me parece importante».
«No me gusta que se repitan agresiones hacia mí», expresó terminantemente el candidato, al ser abordado sobre las opiniones surgidas desde la oposición sobre su postulación. Mientras que también declaró que «no voy a ponerme a criticar de ninguna manera a la Justicia», en base a la desestimación de los pedidos de impugnación ante las candidaturas testimoniales.

Es que desde el radicalismo, el ARI y el resto de las fuerzas políticas, lo acusaron de ser el candidato testimonial, a lo cual rápidamente desmintió y ratificó que dejará su cargo de vicegobernador de Chubut.

«En mi caso para mí es mucho más cómodo terminar mi período como vicegobernador, pero yo soy parte del equipo político y me tendré que ir a trabajar a Buenos Aires a cumplir otras funciones que me parecen que son también importantes. He tomado ese compromiso y así lo voy hacer mientras que esté en política», recalcó.

Comentá la nota