“No vamos a ser demagogos”, advirtieron en la Municipalidad.

“Particularidades”: el secretario de Gobierno Pedro Salas dijo que buscan alternativas para darles a las trabajadoras “estabilidad, permanencia y beneficios”, pero aclaró que se manejarán de acuerdo a las posibilidades legales y financieras del municipio y tomando en cuenta algunas particularidades, como por ejemplo que trabajan 4 horas diarias y 20 semanales.
Los funcionarios municipales les prometieron a las Jefas de Hogar que están en conflicto -reclaman mejores salarios y estabilidad en su situación laboral- que estudiarán alternativas concretas para que puedan tener un empleo regular en la comuna, pero bajo la advertencia de que “no vamos a ser demagogos ni irresponsables”, según las palabras que eligió el secretario de Gobierno y Acción Social, Pedro Salas.

El funcionario dijo que se tendrán en cuenta “la situación legal y la situación financiera” del municipio y destacó que una de las ideas es tener en cuenta las particularidades de la tarea que hacen las 50 encargadas de los comedores y jardines, quienes trabajan 20 horas semanales, según precisó.

El próximo viernes habrá un nuevo encuentro en el que -según prometió Salas- habrá más precisiones sobre cuál puede ser el futuro laboral.

La reunión se llevó a cabo en el Concejo Deliberante y estuvieron también los concejales del FrePam Cristina Requejo, Marcos Cuelle y Sara Alonso.

Salas explicó al programa radial “Plan B Noticias” (FM Sonar 91.3) que el Ejecutivo municipal “está analizando un par de variables desde lo económico y lo legal, en procura de establecer mejores condiciones laborales para las Jefas”.

Una alternativa que maneja el municipio es que las trabajadoras pasen a formar parte del Programa de Inserción Laboral (PIL). “Es una posibilidad que le permitiría al municipio contar con financiamiento de Nación y posibilitaría que al año la beneficiaria pase a una condición de prestación de servicio con condiciones de mayor estabilidad”, precisó.

“Si se puede contar con este plan, tendrían mejor remuneración y aportes sociales”, agregó Salas. El secretario destacó que “las puertas siempre están abiertas para dialogar” y reiteró lo que ya había dicho con absoluta responsabilidad porque estamos manejando el dinero de los vecinos”.

Cuando se le preguntó a Salas cuál era el ánimo de las mujeres que están motorizando los reclamos, indicó: “Creo que comprendieron bien nuestro planteo. Es un compromiso resolver este tema durante nuestra gestión. Y siempre las puertas están abiertas para el diálogo”.

Comentá la nota