Uruguay: alertó la Iglesia sobre el voto por Mujica

Reiteró sus críticas al candidato por su postura sobre el aborto
MONTEVIDEO.- Caravanas bulliciosas, festejos anticipados y la convocatoria a los últimos indecisos marcaron ayer el inicio de la última semana de la campaña electoral uruguaya, en medio de un inesperado rebrote de la disputa entre la Iglesia Católica y el candidato favorito, el oficialista José Mujica.

El buen clima de ayer permitió que los militantes del Frente Amplio y del Partido Nacional desplegaran sus banderas en caravanas por la capital y otros puntos del interior del país. Ambos partidos se enfrentan también en el debate sobre los derechos de diversidad sexual y el derecho a la vida o el de las mujeres a decidir sobre la interrupción del embarazo. Ese eje de debate fue lo que derivó en el pronunciamiento de ayer de la Iglesia y una indirecta convocatoria a evitar el triunfo de Mujica.

Curiosamente, cuando falta una semana para la segunda vuelta entre el nacionalista Luis Alberto Lacalle y José Mujica, la Iglesia emitió un comunicado que repite el divulgado en abril y antes de la primera vuelta.

El gobierno del presidente Tabaré Vázquez avanzó en la sanción de leyes reclamadas por agrupaciones de mujeres y de organizaciones de homosexuales. Esto incluye una ley sobre unión concubinaria, que habilita la legalización de parejas entre homosexuales; la de cambio de identidad y género, que era reclamada por travestis para adecuar su documentación a un nombre de mujer, y la de adopción, que indirectamente permite a parejas de personas del mismo sexo inscribirse para adoptar chicos.

Esta vez, la Iglesia advirtió a los católicos que una "condición necesaria" para votar por un candidato es que las propuestas de ese postulante respeten "la defensa de la familia basada en el matrimonio estable de un varón y una mujer y la coherencia de esas propuestas con la consecuente visión de la sexualidad humana y su significado".

Además, planteó el reclamo de "la plena y real libertad de los padres para elegir la educación de sus hijos". Este punto se vincula con los planes de enseñanza y reconocimiento de enseñanza pública y privada, otro tema de discordia.

La declaración de los obispos cita documentos del Vaticano y recuerda a los votantes que "la conciencia cristiana bien formada no permite a nadie favorecer con el propio voto la realización de un programa político o la aprobación de una ley particular que contengan propuestas alternativas o contrarias a los contenidos fundamentales de la fe y la moral".

A pesar de que se mostró abiertamente a favor de la legalización del aborto, Mujica relativizó la semana pasada su postura y se comprometió a no enviar al Parlamento una ley en ese sentido. Pero admitió que si las cámaras legislativas votan la norma, él no imitaría a Tabaré Vázquez, que vetó el texto. Por lo tanto, como el Frente Amplio tiene mayoría en el Senado y en la Cámara de Diputados, crece la expectativa de que ahora sí haya despenalización del aborto si triunfa Mujica, como pronostican todos los sondeos.

"A Dios lo que es de Dios", respondió el candidato oficialista este fin de semana cuando lo consultaron sobre el nuevo pronunciamiento católico. El ex líder guerrillero elogió a la Iglesia, de la que dijo que "ha cumplido un importante papel histórico en la cultura", aunque reconoció que mantienen "una disputa". Y subrayó que él también está por la defensa de la vida.

"La diferencia no es que estemos en contra de la vida, es cómo defendemos más la vida, porque quedarnos de brazos cruzados, sin hacer nada, es condenar a la soledad a las mujeres que viven ese drama", dijo Mujica.

Propuestas

En tanto, con poco eco, la fórmula del Partido Nacional continuó presentando sus propuestas para un próximo gobierno, en este caso sobre un alivio de la carga impositiva y de un mayor combate a la delincuencia y al consumo de paco. La campaña tuvo poco debate de ideas y programas, y el Frente Amplio rechazó las ofertas de realizar un encuentro televisado entre los candidatos.

Lo que sí hubo ayer fueron amplias movilizaciones, que el sábado no pudieron terminar como estaba previsto por mal tiempo. Mujica y Astori participaron de una caravana que recorrió varias ciudades de Canelones y que concluyó con un acto.

El Partido Nacional realizó seis caravanas por distintos puntos de Montevideo, que concluyeron con un acto en el Prado, tradicional paseo de la capital uruguaya, en el que participaron Lacalle y Larrañaga.

Por su parte, el ex candidato presidencial y líder del Partido Colorado, Pedro Bordaberry, viajó por el interior del país para explicar las razones de su apoyo a Lacalle.

Mientras tanto, los frentistas se entusiasman con las encuestas, que dan como ganador a Mujica con un margen de 10 puntos, y su mayor capacidad de movilización. Los nacionalistas aclaran que hay muchos autos y casas sin banderas, pero que ahí está el voto silencioso que les dará la victoria en el ballottage del domingo.

Comentá la nota