Urtubey rechazó la posibilidad de aplicar descuentos para un gremio

El gobernador Juan Manuel Urtubey dispuso por decreto el rechazo a la aplicación de los descuentos correspondientes al ítem de aportes sindicales solicitado por la Asociación de Trabajadores de la Administración Pública (ATAP).
En los argumentos establecidos en el decreto Nº 5487, el mandatario indicó que la principal razón de esta decisión se basa en que la entidad solo cuenta con inscripción, y no con personería gremial. El recurso jerárquico llegó al gobernador luego de que los referentes de ATAP recurrieran la resolución Nº 276/08, dictada por el Ministerio de Trabajo de la provincia, en aquel momento encabezado por la ex titular de esa cartera, Nora Giménez.

Los gremialistas habían puesto como argumento la necesidad de respetar los principios de la libertad sindical, avalada en un fallo de la Corte Suprema de Justicia de la Nación. Agregaron como antecedente que el 19 de noviembre del año pasado el comité de Libertad Sindical y el Consejo de Administración de la Organización Internacional del Trabajo (OIT), recomendaron que se otorgue el código de descuento a este gremio.

Urtubey sostuvo en su fundamentación que si bien las asociaciones sindicales con inscripción gremial "tienen derecho" a solicitar el descuento de las cuotas, "la facultad de otorgar el código de descuento no es obligatoria para la Autoridad Administrativa quedando reservado a un plano de un acuerdo voluntario". Señaló que la recomendación de las entidades de la OIT implican un `acuerdo`, sin que ello haya ocurrido, por lo que no advierte "vicios graves o groseros" en la resolución.

"Inmovilizados"

Al ser consultado por la situación, el secretario general de la ATAP, Miguel Rojo, indicó que en febrero la entidad se presentará ante la Justicia provincial en lo Contencioso Administrativo, para reclamar la posibilidad de hacer los descuentos. El decreto especificado más arriba, era el que los gremialistas esperaban para seguir con los pasos judiciales.

El 28 de diciembre se presentó ante el juez de Instrucción Formal Nº 3, Pablo Farah, un pronto despacho para que continúe con las actuaciones en el marco de la denuncia penal por "incumplimiento de los deberes de funcionario público", que pusieron primero contra Giménez, y luego ampliaron contra Urtubey, a mediados del año que pasó.

En total, la ATAP solicitaba los descuentos a los150 afiliados que tiene la entidad en toda la provincia. Para Rojo, la intención del Gobierno es que, con estas decisiones, la Asociación continúe inmovilizada, dado que no tiene suficientes fondos para realizar las luchas gremiales necesarias.

Comentá la nota