Urtubey pagará más de 20 millones anuales a las tercerizadas de Ramos.

Con aumentos en el pago de servicios que representan más de 20 millones de pesos anuales, y la posibilidad de renegociar su continuidad en el Hospital de Niños una vez que este sea trasladado al ala pediátrica del Nuevo Hospital El Milagro, el gobierno de Juan Manuel Urtubey ratificó hasta el 2013 la continuidad de las tercerizadas en los cinco hospitales públicos de la Capital salteña, y que hasta el momento tienen al legislador-gremialista (que pretende su reelección como legislador), Abel Ramos, como socio mayoritario.
El decreto 1983 publicado en el Boletín Oficial de ayer establece lo acordado en marzo de este año con las empresas y dispone dos aumentos retroactivos: uno entre el 1º de septiembre y el 30 de noviembre, y el segundo del 1º de diciembre en adelante.

En la primera modificación se dispone que hasta el 30 de noviembre de 2008 se aumenta a Cocirap de $16 a $17,51 por ración servida (que incluye cuatro comidas). A partir del 1º de diciembre se reconoce a la empresa el pago de $18 por ración servida.

Aunque el Gobierno garantiza el pago de 555 raciones diarias, las últimas informaciones que dio el ministro de Salud, Alfredo Qüerio, indican que a Cocirap se pagan un total de 32.588,4 raciones por mes. Con el último precio, se calcula que la provincia pagará $586.591,2 mensuales a Cocirap.

En el caso de Todolim, que se ocupa de la ropa de cama de los hospitales, para las fechas mencionadas se dispuso que se paguen $214.866,84 por mes entre septiembre y noviembre de 2008, y $ 226.325,20 a partir de diciembre. Para Trabasani, que se encarga del mantenimiento de los hospitales, se acordó el pago mensual $814.173,36 hasta noviembre, y $872.975,30 a partir de diciembre.

Tomando como referencia el convenio que dispone los últimos montos acordados, la provincia pagará por mes a las tercerizadas un total de $1.685.891,7, lo que implica un total anual de más de 20 millones de pesos. Esto representa un 16% más de lo que el gobierno provincial renegoció con la empresa en septiembre del año pasado.

Posibilidad de renegociar

En los anexos que forman parte del decreto y por los cuales se aprueba la prórroga de las empresas tercerizadas hasta 2013, se pone de manifiesto que en atención al "inminente traspaso de los servicios del Hospital de Niños...al Hospital de Pediatría del Nuevo Hospital del Milagro, cuyo gerenciamiento y administración integral se encuentra concesionado", se hace "necesario adoptar los pertinentes recaudos".

Frente a ello, en el artículo 4º del anexo que aprueba la prórroga, se indica que "a la fecha que opere el traspaso de los servicios del Hospital de Niños...ambas partes -de común acuerdo-, procederán a reestructurar, solo y exclusivamente, las prestaciones que brinda la empresa", en el Hospital de Niños. Esta es una de las preocupaciones del titular de la Asociación de Trabajadores de la Sanidad Argentina (ATSA), dado que como se sabe, los gerenciadores que pasaron por el Nuevo Hospital decidieron no incluir a las tercerizadas en los presupuestos. Por evaluaciones que hicieron quienes pertenecieron a la anterior gestión del Nuevo Hospital, se pudo saber que en realidad esta determinación se tomó ante los elevados costos que genera tener a las empresas de Ramos, y la falta de conveniencia al momento de hacer los números. De hecho, ATSA se había sumado a la lucha de no pasar el gerenciamiento público del Hospital a manos privadas lo cual se presupone, tiene como base el temor empresario de perder un Hospital y con ello, parte del pago hecho por el Gobierno.

Comentá la nota